MÁS ALLÁ de los meses de VERANO, LA ZONA SE SIENTE OLVIDADA

La Manga grita por un cambio de modelo y más 'mimos' para acabar con la desestacionalización

5/06/2021 - 

CARTAGENA. Hace tiempo que uno de los caballos de batalla de los empresarios y comercios de La Manga y Cabo de Palos es lograr que la actividad de la zona mantenga un nivel de actividad notable después de los meses de julio y agosto, cuando el verano hace de la costa cartagenera uno de los puntos neurálgicos de la Región. Para ello, el presidente López Miras y la todavía alcaldesa de la ciudad portuaria, Ana Belén Castejón, presentaron el jueves la proyección de un edificio multiusos, con espacios habilitados para trabajar, realizar eventos y guarderías. Algo que, sin embargo, no ha causado gran ilusión entre los empresarios y comerciantes de la zona.

"No se me ha trasladado nada de esta construcción, pero cualquier inmueble que pueda atraer eventos, empresas y actividad a la zona, con una buena promoción y visibilidad, puede ser brutal para el crecimiento de la zona", señala Víctor González, gerente del Consorcio La Manga. "Tienen 17 millones de euros presupuestados desde 2017 y todavía no se ha ejecutado nada. Ni saben donde se va a colocar este supuesto edificio que han presentado", añade de forma pesimista Antonio Plaza, presidente de los comerciantes de La Manga y Cabo de Palos.

El atractivo de la zona está inevitablemente vinculada a la actividad turística, con un clima y una diversidad de actividades de ocio que hacen de ella un paraíso mucho más allá de los días de verano. “Tenemos que orientar nuestra actividad a aquellos segmentos turísticos de temporada baja, como el turismo de deportes náuticos, de buceo…Este tipo de actividades. En el momento en el que sepamos hacer una buena promoción en origen ganaremos mucho. Hay que reforzar los convenios con las agencias de viajes y atraer gente más allá de la temporada alta. Es algo que en Benidorm vienen haciendo desde hace mucho. No es inventar la pólvora”, afirma González. “Debes orientarte a algo que puedas desarrollar. Y ahora mismo nuestro fuerte debe ser ese. Realizar ofertas atractivas a través de los operadores”, añade.

Fomentar más perfiles de visitantes

El buceo y los deportes turísticos son uno de los grandes atractivos de la zona, aunque el gran clima durante gran parte del año, con muchas horas de sol, invita a que se desarrollen las infraestructuras adecuadas para poder atraer a la zona más gente con otras inquietudes. “La pandemia ha puesto de manifiesto la posibilidad de trabajar en remoto desde cualquier parte del mundo. Nuestra zona, por su clima, permite atraer a este tipo de población, ya no turista”, afirma el gerente del Consorcio de La Manga.

“El turismo de sol y playa tiene un toque despectivo desde hace un tiempo. Ni siquiera en FITUR nos han mencionado. Desde la Comunidad prefieren fomentar sitios más culturales como Caravaca o Lorca. Necesitamos ese tipo de infraestructuras. Si no, no vamos a poder salir de este agujero en el que estamos”, añade Diego Haro, vicepresidente de la asociación de empresarios de La Manga y Cabo de Palos. “El turismo de convenciones no solo atraería a la gente para la actividad propia que la empresa desarrollase, sino que, a la actividad profesional, se le pueden añadir otras actividades lúdicas, como los deportes náuticos mencionados, que el trabajador o empresario agradece mucho”, añade González.

“Tenemos más del 50% de las plazas turísticas de la Región y, sin embargo, hay zonas de España en la que no nos conocen. Se pueden y se deben hacer cosas. Es algo que venimos reclamando desde hace tiempo. Pero no nos hacen ni caso. Teníamos proyectado la creación de un centro comercial en la zona del Doble Mar, en unos terrenos de la Comunidad…Pero ni caso”, protesta Antonio Plaza. La desestacionalización de la costa cartagenera sigue siendo el talón de Aquiles de La Manga y Cabo de Palos. Mientras, el pasaporte covid a partir del 7 de julio, esperan que sea la llave para volver a atraer al turista extranjero.

Noticias relacionadas

next