Hoy es 22 de julio

XEITO I ESPENTA / OPINIÓN

Nos quedan unos meses de aguantarnos

Cada día que queda hasta mayo y después hasta diciembre la distancia entre PSOE y Unidas Podemos se agranda. Aguantarán hasta que no haya más remedio que escenificar la ruptura. Lo ocurrido esta semana con la división en el Ejecutivo a cuenta de la votación en el Congreso de la toma en consideración de la reforma de la ley del "solo sí es sí" o con las dobles cabeceras en las manifestaciones del día de la mujer son todo un síntoma y un termómetro de cómo está la situación

11/03/2023 - 

Fractura del Gobierno. Tirando de hemeroteca nos encontramos con la famosa frase de Rafa Benítez "nos quedan dos meses de aguantarnos". La pronunció en una rueda de prensa de abril de 2003. El Valencia no funcionaba esa temporada y en el vestuario no había entendimiento con el míster. Venían de ganar la liga en 2002 y curiosamente después de la mítica frase se ganó la liga y la Copa de la UEFA. En fin, que no había mucho feeling en Mestalla, como ahora ocurre en Moncloa. Esos previos del Consejo de Ministros deben de ser o bien un festival de cómo unos esquivan la mirada de los otros o cómo algunos disimulan con la risa nerviosa y hablan del tiempo como en un ascensor. Lo de tomarse un café, una tostada y unas pastas o un zumo resulta violento. Hasta se hurtan en las agendas los asuntos a tratar, que no se avanzan en la comisión preparatoria de los subsecretarios y que sorpresivamente presenta el presidente, como ha ocurrido con la ley de paridad. Y el remate: en la rueda de prensa posterior, la ministra del negociado, Irene Montero, no comparece para explicarlo y lo hacen la vicepresidenta Nadia Calviño y la de Ciencia, Diana Morant, y por supuesto la portavoz, Isabel Rodríguez. Todo un despropósito. Y no digamos lo visto en el Congreso. Una propuesta salida del Gobierno no cuenta con el apoyo de parte del Ejecutivo. Y además todo aderezado por críticas e insultos. Como manual para un Gobierno de coalición no está mal. Pero a pesar de la fractura y de que queden "unos meses de aguantarnos" seguirán unidos por interés. Cuando ya no se pueda más tendremos escena del sofá para la disolución

La primera vuelta de mayo será vital. Las elecciones municipales y autonómicas van a ser todo un test de estrés político y partidario. Las encuestas pronostican cambios y señalan ya el deterioro tanto del PSOE como de Unidas Podemos por los últimos acontecimientos que afloran esa fractura gubernamental. En las fontanerías de los respectivos partidos están ahora afanados en completar las listas con sus candidatos correspondientes y las purgas al uso para concurrir a esos comicios. La campaña se antoja decisiva más que nunca. Algunos hacen el cuento de la lechera y ya se sabe lo peligroso que puede ser eso. Quedan apenas dos meses para acudir a las urnas en las que vamos a elegir a nuestros alcaldes y presidentes autonómicos. 

En esta ocasión, como ha pasado en citas anteriores, pesará y mucho lo que ocurre en la política nacional. Las inquietudes y exigencias de municipios y comunidades se verán relegados y aparcados una vez más. Un cambio de candidato inoportuno, una declaración mal interpretada o una presencia en un mitin de alguien que no suma pueden dar al traste con el resultado final. Estos comicios serán importantes en muchos lugares. Es el caso de la Comunidad Valenciana y el ayuntamiento de Valencia o la comunidad y ayuntamiento de Madrid, y en cada caso con distintos matices. Los líderes nacionales darán la batalla, en especial Núñez Feijóo, que quiere recuperar territorios perdidos y en el caso de Pedro Sánchez veremos como lo hacen porque los barones del partido no lo quieren ver ni en pintura. Piensan que no suma 

¿Cuándo será la moción de censura? Y a la espera de este minué electoral resulta que también estamos pendientes de la fecha de la moción de censura de Vox. Nació como algo exótico, por decirlo de manera suave, y resulta que ahora puede resultar incómoda especialmente para algunos. El momento escogido se antoja desconcertante con todo lo que está ocurriendo. Todos los partidos políticos deberán gestionar el nivel de intensidad y respuesta a un candidato como Ramón Tamames. Visto lo visto en los últimos días resulta que para muchos será un arma de doble filo. Hay que escoger que perfil aplicar. Será un factor desequilibrante o por el contrario pasará sin pena ni gloria. Será curioso observar la forma de sustanciar las intervenciones. Primero tenemos la incógnita del discurso del indómito profesor Tamames que dice que no está sujeto a ninguna sugerencia y como será tratado por los demás portavoces parlamentarios. Será todo un ejercicio de funambulismo. Y en política, en la española más, siempre podemos decir aquello de que "aún no lo hemos visto todo".

El Tablero

  • PSOE: Pedro Sánchez atrincherado y nervioso. Sensación de desazón y de cierre de ciclo. Y no es especulación, es información. Las señorías socialistas están muy preocupadas por lo visto en plaza pública y por lo que intuyen en las interioridades. Muchos piensan que su líder Sánchez está atrincherado y ha perdido el contacto con la calle incluso con sus propias filas. Y hasta se atreven a criticar las campañas de imagen con tanto vídeo recurrente que al final se vuelve en contra. La división del feminismo, la fractura de la coalición, las consecuencias del estrafalario Tito Berni y sus atrabiliarias andanzas y las encuestas reflejan todo un estado de situación complejo. Tampoco se entiende la pro actividad en contra de los empresarios -lo último con Ferrovial-; algunos se afanan en estar a bien con los empresarios. Lo hemos visto con Ximo Puig en las últimas fechasEl PSOE necesita una izquierda a su izquierda fuerte y no dividida. La apuesta por la "dialogante" Yolanda Díaz parece que no da sus frutos. En Unidas Podemos el enfrentamiento es patente. Solo habrá que esperar al momento en que PSOE y la formación podemita decida cuándo es oportuno soltar lastre y certificar la fractura del Gobierno de coalición para acudir sin ataduras a las elecciones. Ahora deberán "aguantarse unos meses" y esperar ese momento oportuno. La ruptura por la ley del "solo sí es sí" marcará la evolución de los acontecimientos 
  • PP: Alberto Núñez Feijóo, a la espera y desde la barrera. Y el que espera desespera y cae en el exceso de confianza o comete errores. Hemos dicho aquí que la ausencia de Núñez Feijóo del Congreso y casi la testimonial presencia en el Senado podría beneficiar al líder popular porque se mantiene relativamente alejado del barullo. Las encuestas avanzan en favor del PP y muchos ya están vendiendo la piel del oso antes de cazarlo. Núñez Feijóo de natural es prudente y equilibrista, pero a veces los acontecimientos te arrastran. No le llegará solo con ver cómo se despedazan en la izquierda, necesita ilusionar al electorado si quiere hacerse con el voto de todo el espectro de la derecha e incluso buscar rédito en el centro izquierda. En el Congreso Cuca Gamarra hace su papel, unos días con acierto y otros con cierta debilidad.
  • Vox: Santiago Abascal no encuentra hueco. Y eso que todos se lo dan. Unos por orillarles, el caso del PP para que no les contamine, y otros porque quieren verlos retratados en la moción de censura con su candidato Ramón Tamames. Y la cuestión del espacio se la han trabajado con esa segunda moción pero como siempre la actualidad y sus acontecimientos redirigen el foco mediático. Tamames ha tenido que ser llamado al orden por su locuacidad y no sabemos hasta qué punto estará molesto y rebotado. Insiste en que es un espíritu libre, que nos explicará a todos la situación del país sin someterse a ninguna presión o inferencia.
  • Unidas Podemos: Yolanda Díaz se diluye e Irene Montero está aislada. Y así es difícil ahormar una candidatura electoral. ¡Vaya situación del socio de Gobierno! La vicepresidenta ha perdido influencia al menos en apariencia en el PSOE y sobre todo en Unidas Podemos. La falta de decisión con su futura candidatura y la equidistancia mostrada en la división interna del Gobierno le está pasando factura. Ocurre que en el otro lado Irene Montero se ha visto en la soledad más absoluta con su ley bandera del "solo sí es sí" y en la "nueva" apuesta de Sánchez con la trasposición de una directiva comunitaria sobre la paridad. Soledad en el banco azul en el debate, soledad en las comparecencias ya mínimas en el Gobierno e incluso ausencia de fotos tan habituales por los pagos de la izquierda. Y todo esto con los intentos en la trastienda de Pablo Iglesias. Recordemos que propuso digitalmente a Díaz como candidata de la coalición a Moncloa y ahora tienen muchas dudas. Deberán aclarar si van juntos o separados. Ya nadie se fía de nadie 
  • Ciudadanos: Ni el 5%, ni los esfuerzos por lograr titulares. Qué difícil es cerrar un ciclo. En estos momentos es complicado saber quién es Ciudadanos, quién dirige, quién lidera, quién marca relato. Por no saber, a veces tenemos dificultad para buscar voces autorizadas que valoren las noticias y acontecimientos. Ya da igual si hay una OPA del PP, una cooptación, fusión o unas encuestas negativas. El caso es ver cómo se gestiona el final y les está costando. Nacieron al igual que Podemos con la idea de regenerar la política española, incluso obtuvieron resultados positivos, llegaron a pactar con Pedro Sánchez aunque luego hubo arrepentimiento con Albert Rivera, y además consiguieron el hito de ganar en Cataluña con un nuevo arrepentimiento en este caso de Inés Arrimadas. Ahora tras esos errores ya apenas tienen relevancia. Mayo puede certificar su desaparición definitiva.

Las frases de la semana

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno: "Nosotros cuando tenemos un polizón en el barco lo bajamos inmediatamente a tierra y cuando yo me subo a un barco lo primero que hago es comprobar quién es el patrón". ¡Nervios y recurso de fondo de armario para atacar a un equidistante Núñez Feijóo!

Alberto Núñez Feijóo, presidente del PP: "En el Gobierno están desesperados. Sánchez debe ser consecuente y tiene que empezar a imponerse la paridad a sí mismo. Si uno coge el organigrama de altos cargos de Moncloa, ocho son hombres y una es mujer". ¡Más recursos electorales. Batalla soterrada por el liderazgo con el objetivo puesto en Moncloa!

Yolanda Díaz, vicepresidenta y ministra de Trabajo: "Nunca debimos haber llegado hasta aquí. Le pediría a todo el mundo que sea responsable. Yo soy vicepresidenta y creo que lo soy. Pero todos tenemos que ser responsables, más que nunca". ¡Ella misma dudando del puesto que ocupa en el Gobierno. ¿Se está diluyendo como un azucarillo?!

Patxi López, portavoz socialista: "Yolanda Díaz debería haber tenido una posición más proactiva. No basta solo con decir "que lleguen a un acuerdo", pero haz algo. Pon una posición, una propuesta encima de la mesa para ver cómo podemos acordar y acercar posiciones". ¡Respirando por la herida de la división. A alguien se le está escapando algo!

Joan Baldoví, portavoz de Compromís y candidato a la Generalitat valenciana: "Con actitudes electoralistas a corto plazo es difícil que vuelva a verse una nueva mayoría progresista". ¡A más de uno le tiemblan las piernas ante lo que se viene encima. Aviso a la izquierda y a sus enfrentamientos. En Madrid le echaran de menos!

Pau Gasol: "A partir de ahora voy a dedicar mi vida a influir para que el mundo sea más sano y mejor". ¡Grande entre los grandes. Remata su carrera con la mítica retirada de su 16 en la galería de Los Lakers. Sencillez, humanidad y emocional. Y sobre todo generosidad. Ahora seguirá volcado en los demás como hace con su fundación junto a su hermano Marc. Todo un ejemplo!
 

Noticias relacionadas

next