ATLETISMO

Katir se conforma con la "medalla de chocolate" al ser cuarto en los 3.000 metros del Europeo

7/03/2021 - 

TORUN (EFE). El atleta muleño Mohamed Katir, de 23 años, se ha debido conformar con la conocida como "medalla de chocolate" al ser cuarto en la final de los 3.000 metros del Campeonato de Europa en pista cubierta que se ha celebrado en la ciudad polaca de Torun, donde el integrante del Playas de Castellón y representante de la Federación de Atletismo de la Región de Murcia (FAMU) ha estado muy cerca de subir al podio.

La carrera la ganó el noruego Jakob Ingebrigtsen, quien, dos días después de conseguir el título de 1.500, remató un doblete sin precedentes en los Europeos bajo techo al ganar el de 3.000 por delante del belga Isaac Kimeli y del español Adel Mechaal.

Un último mil en 2:21.90 entregó el triunfo a Ingebrigtsen, quien hizo récord personal con un tiempo de 7 minutos, 48 segundos y 20 centésimas. Kimeli acreditó 7:49.41 y Mechaal adelantó en la recta al otro español en la final, Mohamed Katir, para colgarse el bronce con 7:49.47.

El de Mula, que es el europeo más rápido del año (7:35.29), terminó justo por detrás de los tres medallistas parando el crono en 7:49.72.

El reto de batir en el 3.000 a Jakob Ingebrigtsen, el mejor mediofondista europeo desde los tiempos de Fermín Cacho, apuntaba con el dedo a Mechaal y Katir, ambos de origen marroquí. Uno, Mechaal, porque ya fue campeón de Europa hace cuatro años en Belgrado y venía de conseguir su quinto título español; y el otro, Katir, porque se presentó en Polonia con la mejor marca europea del año y "toda la presión" sobre sus espaldas, según había dicho Adel.

La baja del ídolo local, Marcin Lewandowski, con molestias físicas tras competir en 1.500 (ganó la plata tras Ingebrigtsen), habilitaba para los demás un puesto en el podio teniendo en cuenta su carácter letal en las finales.

El patrón Ingrbrigtsen abrió en cabeza, con Mechaal a su espalda, hasta que tomó el relevo poco antes del mil, que cubrieron en 2:44. Los españoles ocupaban posiciones retrasadas a mitad de recorrido, pero Mechaal avanzó a seis vueltas del final para colocarse segundo.

A 900 metros Ingebrigtsen atacó con todo, respondió Mechaal y Katir se puso a rebufo de su compañero. El noruego, en una recta imperial, no concedió la menor opción a sus adversarios. Toda la emoción estuvo por detrás, donde las otras dos medallas bailaron entre los dos españoles y Kimeli.

Katir, que había salido en persecución de Ingebrigtsen, cedió en los últimos metros y se quedó a 25 centésimas del podio. 

Noticias relacionadas

next