Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

las camas de intensivos, ocupadas al 70%

La presión de las UCI de la Región se pone al rojo vivo: "Nos esperan dos semanas críticas"

27/10/2020 - 

MURCIA. Al 70% de ocupación. Así está la presión de las UCI de la Región de Murcia. Es el dato más elevado de toda la pandemia, pues nunca hubo tantos enfermos críticos como ahora, con 83 hospitalizados en las Unidades de Cuidados Intensivos. Y todavía se esperan más en los próximos días. Estos ingresos son consecuencia del elevado ritmo de contagios detectados en las últimas semanas, lo que se traduce, con el paso del tiempo, en más pacientes críticos. Ahora la Comunidad espera, con el estado de alarma, el toque de queda y las nuevas restricciones, que mengüe la presión. Pero el deseado freno no llegará, como mínimo, hasta dentro de dos semanas.

Así lo admitía el presidente regional, Fernando López Miras, en una rueda de prensa celebrada tras su encuentro telemático con Pedro Sánchez, los barones autonómicos y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. "Nos esperan dos o tres semanas críticas", pues, "vamos a ver el incremento de los contagios fruto de los últimos 10 o 14 días". El jefe del Ejecutivo regional, no obstante, se mostró optimista porque "se ha reaccionado" para evitar el colapso sanitario. "Estamos a tiempo, nos dicen los epidemiólogos", indicó, señalando que los resultados de las restricciones adoptadas se verán "en dos o tres semanas".

La Región cuenta con 120 camas UCI, de las que 83 están ocupadas por pacientes covid-19, según el último balance facilitado por la Consejería de Salud. Las plantas de los hospitales también están copadas por infectados de coronavirus, con 467 ingresados, la cifra récord de la pandemia. En caso de llegar al tope, la Comunidad cuenta con un plan para triplicar los espacios UCI -empleando habitaciones de Reanimación y otras adicionales- y para duplicar las camas en planta si fuera necesario. Ese plan de contingencia, según detalló Miras, ya está activado.

La segunda ola pone a prueba, otra vez más, la capacidad de respuesta de la Sanidad regional. Si bien en la primera etapa, entre marzo y julio, se acusó el temor por el desconocimiento ante un virus nunca antes tratado, la presión hospitalaria nunca llegó a soportar una situación crítica. En aquel momento, el tope de ingresados por covid-19 se fijó en 304, registrado el 31 de marzo, siempre según fuentes oficiales. Y las UCI, los espacios más delicados, nunca atendieron más de 60 pacientes. 

Esta vez la lucha es diferente. Hay mejores medios y mayor conocimiento de la enfermedad. Sin embargo, el avance de los casos activos no tiene nada que ver con la primera ola. El incremento de los positivos en la Región ha desembocado en un mes de octubre que transcurre a ritmo de casi 500 contagiados, con días aciagos como el pasado sábado, con 924 positivos, y, por desgracia, con muertes prácticamente a diario. Hasta 75 murcianos han perdido la vida en lo que llevamos de mes

El presidente volvió a apelar a la prudencia de los ciudadanos e insistió en que, "detrás de cada brote, cada foco y cada cadena de contagio", hay una "irresponsabilidad". Por esa razón quiso recalcar a la sociedad que "es importante transmitir la necesidad de ser responsables y prudentes". Con todo, quiso ser optimista con respecto a las próximas semanas: "A mí me transmiten los técnicos que estamos desde luego preparados para la situación tan preocupante que se nos viene encima", defendió Miras.


Noticias relacionadas

next