Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

TENIS

González Palencia: "De Alcaraz se espera mucho, más de lo que se esperaba en su día de Almagro"


"Los inicios de Carlos me recuerdan a los de Nico, aunque éste no fue tan precoz. Son dos jugadores y dos personas muy diferentes en cuanto a carácter y también en su tenis. El juego de Almagro era más de potencia con golpes más fuertes y Alcaraz es más hábil y coordinado", afirma quien entrenó a los dos mejores tenistas que ha dado la Región


4/03/2020 - 

MURCIA. "Un devorador tenístico y un jugador que lo tiene todo para llegar muy lejos". En esos términos se refiere Antonio González Palencia a Carlos Alcaraz Garfia, el joven tenista murciano que a sus 16 años está empezando a destacar en el circuito ATP y al que entrenó durante un par de años en su etapa alevín e infantil este técnico que tuvo bajo su tutela a Nicolás Almagro, a éste durante 14 años. "Son dos jugadores muy diferentes, cada uno con sus cualidades, aunque lo que se espera de Carlos es mucho, más de lo que se esperaba en su día de Nico, y si sigue su progresión tiene que ganar bastante", reconoce en una entrevista concedida a Murcia Plaza.

González Palencia, de 54 años, es actualmente directivo de la Federación de Tenis de la Región de Murcia (FTRM), de la que fue profesor y técnico de base, y también ejerció en el circuito profesional al lado de Almagro. 

Ya retirado de los focos, como su discípulo, habla de su experiencia junto a los dos tenistas más destacados que ha dado la Región y se detiene en su relación con el más joven de ellos.

 "Lo de echarle una mano a Carlos en El Palmar fue algo que surgió por la amistad que tengo con la familia y con su entrenador, Kiko Navarro, quien fue alumno mío. Ellos me tienen para lo que necesiten y estoy encantado de ayudar porque son muchos los años que conozco al padre de Carlos, quien también fue tenista", apunta.

Al analizar a Alcaraz Garfia destaca "la facilidad que tiene para asimilar conceptos". "En ese sentido es como una esponja y aprende muy rápido, pero es que además es muy completo físicamente, rápido y elástico, y no me sorprende su progresión. Está quemando etapas a gran velocidad y yo desde hace tiempo tenía claro que se comportaría como lo está haciendo", señala González Palencia.

"Con 14 años ganó al jugador número 104 de mundo, que entonces era Federico Soriano-Gallo, cuando jamás un infantil lo había hecho. Fue campeón de España infantil ya con 13 años y luego con 14 y siendo todavía de esa categoría se proclamó subcampeón nacional cadete. A corta edad se notaba que estaba muy por encima de sus rivales y que tenía algo especial pues de otra manera no se entiende que siendo un crío llegase a los cuartos de final del ITF Futures que se disputaba en Murcia", explica.

"A DÍA DE HOY NO SABEMOS CUÁL SERÁ LA CARRERA DE CARLOS Y TODAVÍA NO HA GANADO UN TORNEO. SI ALGUIEN TIENE MUCHOS BOLETOS PARA SER UN GRAN JUGADOR DE TENIS ES ÉL, PERO LLEGAR O NO DEPENDE DE MUCHOS FACTORES"

"Se trata de un chico muy competitivo y ya lo era desde niño. He visto a muchos tenistas buenos entrenando, pero la diferencia está en competir y él es un competidor nato. Es así por la forma que tiene de afrontar su actividad y la vida en general, siempre con una sonrisa, y es muy difícil verlo de mal humor. A Carlos le gusta el tenis y competir y está dispuesto a hacer sacrificios por ello. Es un devorador tenístico, alguien que quiere dedicarse a esto y sobre eso no hay dudas de que ha tomado la decisión y se va a comprometer al 100%", reconoce González Palencia.

En todo caso este docente del mundo de la raqueta no pierde la perspectiva y sus muchos años conviviendo con el tenis de grandes torneos le permiten hablar con conocimiento de causa. "A día de hoy no sabemos cuál será la carrera de Carlos y todavía no ha ganado un torneo. Si alguien tiene muchos boletos para ser un gran jugador de tenis es él, pero llegar o no depende de muchos factores", afirma. 

La comparativa entre dos murcianos como Almagro y Alcaraz es inevitable. Nico llegó a ser número 9 del mundo y ganó 13 torneos del circuito ATP antes de retirarse hace un año y Carlos aspira a desarrollar su carrera también al más alto nivel.

"Los inicios de Carlos me recuerdan a los de Nico, aunque éste no fue tan precoz y luego explotó de golpe. Son dos jugadores y dos personas muy diferentes en cuanto a carácter y también en la manera de jugar al tenis, cada uno con sus cualidades. El juego de Almagro era más de potencia con golpes más fuertes y Alcaraz es más hábil y coordinado", asegura González Palencia, quien no olvida que el que fue su pupilo durante 14 años -desde los nueve y hasta los 23- "ganó mucho y eso no se regala en la ATP".

"no hay fórmulas mágicas, pero es básico estar bien rodeado y me consta que Carlos lo está con Kiko Navarro y con Juan Carlos Ferrero y También es importante tener un carácter que te lleve a dejarte ayudar"

Quien trabajo con los dos mejores tenistas de esta tierra admite que "no hay fórmulas mágicas", pero reconoce que Alcaraz "lo tiene todo para triunfar".

"Lo que se espera de Carlos es mucho, más de lo que se esperaba de Nico, y si sigue su progresión tiene que ganar bastante", añade.

Estar preparado es una cosa y superar adversidades otra en un mundo con peligros en el camino. "Es básico estar bien rodeado y me consta que Carlos lo está con Kiko Navarro, quien se mantiene en su equipo, y por supuesto que también con Juan Carlos Ferrero. También es importante tener un carácter que te lleve a dejarte ayudar", manifiesta.

“Las relaciones en las que el que paga no manda son complicadas y es lo que sucede entre un tenista y su entrenador", añade quien convivió tanto tiempo con una figura del tenis como Almagro.

"Estuvimos muchos años juntos y finalmente nos separamos por un problema de salud pues yo sufrí dos ictus seguidos. La relación fue buena, aunque pasó por fases, pero pocos jugadores han estado tanto tiempo con un mismo entrenador como Rafa Nadal con su tío Toni, Ferrrero con Antonio Martínez Cascales y Nico conmigo", dice González Palencia.

Más jugadores con puntos ATP pasaron por sus manos

Además de coincidir con Almagro y Alcaraz, este apasionado del tenis ha tenido influencia en la trayectorias de otros jugadores que igualmente sumaron puntos en el circuito ATP. "Fueron muchos años en la pista y tuve la suerte de entrenar a muchos chicos y chicas en la Federación, que acogía a las jóvenes promesas desde temprana edad y luego seguía su evolución", indica González Palencia, quien pone varios ejemplos como los de Ana Alcázar, "un portento técnico, algo parecido a Carlos pero en el cuadro femenino, y que rondó el top 100 del mundo", Pedro Cánovas, Antonio Alcaraz y José Pablo Serna, entre otros. "Todos ellos aparecieron en el ranking ATP", recuerda.

Noticias relacionadas

next