manifiesto

El Castillo de los Moros ya tiene quien lo defienda: nace una plataforma para dar voz al "clamor de los cartageneros" 

3/11/2020 - 

CARTAGENA. El palpable deterioro del Castillo de los Moros se ha convertido en tema de debate político durante las últimas semanas, debido a la caída de parte de sus muros, el tapiado de sus puertas y el inmediato derribo de las mismas por algunos desaprensivos

Por tal motivo ha nacido la Plataforma en Defensa del Castillo de los Moros, que surge con una clara vocación de "neutralidad ideológica". El destacado y representativo número de asociaciones y colectivos que inicialmente se han sumado "entusiastamente a esta plataforma no es más que la pequeña muestra del clamor popular de muchos cartageneros y cartageneras que ansían la recuperación del patrimonio que forma parte cotidiana de sus vidas".

Tal y como indica la misma plataforma, ésta queda inicialmente constituida por varios colectivos ciudadanos de los ámbitos históricos, patrimoniales, medioambientales y sociales, con la finalidad última de conseguir la puesta en valor del Castillo de Moros y que esta apuesta sirva de transformación social, urbana y económica de los barrios de Los Mateos y Santa Lucía a través de un Plan Integral. De la misma forman parte: Asociación Rascasa, Asociación Vecinal de Los Mateos, Asociación Vecinal de Santa Lucía, Asociación Cultural El Pinacho, Federación de Asociaciones Vecinales de la Comarca de Cartagena (FAVCAC), Colectivo Crecete, «Amigos veteranos de los castillos cartageneros, sus fortalezas, murallas, viejas torres y baterías; Don Sancho Díaz Bustamante»; Asociación en defensa del patrimonio AFORCA, DAPHNE.

En su escrito dirigido a los medios de comunicación, explican que 'tras el derribo de las edificaciones ilegales construidas sobre su glacis y apoyadas en su contraescarpa, se procedió a la explanación y modificación de la cota de esta zona construyéndose un camino que recorre perimetralmente el foso y que ha facilitado aún más el acceso rodado hasta el pie de la fortificación, con el consiguiente expolio y transporte de materiales de construcción, especialmente elementos cerámicos que debilitaron aún más la consistencia de los antepechos, cañoneras y repuestos. 

Esta situación, añaden en su comunicado, fue denunciada en 2017 por colectivos vecinales de los Mateos, procediéndose por parte del Ayuntamiento a la colocación de grandes piedras que cerraran su acceso rodado a través de la gran abertura del existente en el foso en su esquina noroeste.

Explican que la 'débil estructura resultante en las edificaciones originales destinadas a repuestos de este baluarte propició su desplome parcial durante el pasado “Dana”, y los recientes actos vandálicos destruyendo el ábaco que coronaba una de las columnas sobrevivientes de la puerta de acceso al foso han hecho saltar todas las alarmas en las asociaciones y colectivos firmantes de este manifiesto demandando actuaciones de urgencia, que no solo detengan esta degradación sino que inviertan definitivamente la situación con un decidido plan integral de restauración de la fortificación y de su entorno urbano y social'.

La rápida reacción del Ayuntamiento tapiando tres de sus accesos y la colocación de una puerta en la entrada principal ha tenido como lamentable reacción, por otro lado, esperada, de ser arrancada a escasas horas de su instalación.

El Castillo de Moros se halla actualmente dentro de la trama urbana del considerado casco antiguo de la ciudad, esta cercanía, facilita con una mera observación desde el exterior su lamentable estado de abandono y ruina. A pesar de ello, podemos considerar que esta fortificación aún se halla “entera”, sin que hayan desaparecido grandes parámetros, concentrándose una posible acción de restauración en elementos reiterativos que pueden reproducirse a imagen de las partes sobrevivientes como arranques en el suelo, desagües, cañoneras, escaleras, pavimentos o edificaciones.

El reciente tapiado de sus accesos en respuesta al último acto vandálico "no parece ser una solución para prolongar en el tiempo o que sea respetada por atrevidos adolescentes, especialmente si nos fijamos en el caso del Castillo de la Atalaya o San Julián cuyos únicos accesos fueron violentados a los escasos días de ser cerrados". 

"El Castillo de Moros es un claro ejemplo de prolongado y anacrónico abandono en unión de sus dos barrios colindantes". dicen.

La plataforma propone tres líneas de actuación que aspirarían a ser refrendadas y mantenidas durante su posible periodo de ejecución por todas las formaciones políticas del arco municipal como un Plan integral de recuperación del monumento y su entorno.

Con carácter de urgencia

− Redacción de un completo plan director de la fortificación y entorno que abarque sus accesos y zona de acción de su glacis original, con participación de las asociaciones vecinales en los planteamientos relacionados con su integración en la trama urbana adyacente. (Con cargo a los presupuestos de 2021).

− Asignación de entorno de protección al BIC, hoy inexistente, como obliga la Ley 16/1985.

− Realización de un pre-proyecto de restauración de la fortificación que pueda evaluar el alcance de la intervención y una aproximación económica de su coste.

− Reconocimiento del Castillo de Moros y entorno como Casco Histórico.

− Desbroce y limpieza periódica del monumento y entorno.

− Apuntalamiento y/o vallado de las edificaciones en riesgo de derrumbe.

− Señalización de accesos y colocación de cartel explicativo.

− Mantenimiento de las zonas repobladas de flora autóctona.

− Corte del acceso rodado no autorizado (barreras) en los puntos más alejados posible del monumento para dificultar el expolio.

A corto plazo.

− Redacción de un proyecto definitivo de restauración, con dotación a cargo de los presupuestos de 2021.

− Delimitación y disposición del futuro Paseo Botánico.

− Realojamiento con carácter permanente en el mismo barrio de las familias afectadas por los posibles derribos de viviendas que exija el establecimiento del entorno del monumento.

− Potenciación y divulgación a través de las asociaciones vecinales de la importancia y singularidad de este monumento.

− Inclusión en las propuestas de itinerarios turísticos de la visita a este monumento.

A medio Plazo.

− Potenciación de la inversión para la mejora urbana de las zonas próximas o de acceso al monumento.

− Propiciar entre los vecinos un clima de hospitalidad para los visitantes que pueda ser complementado por servicios de restauración o souvenirs.

− Inclusión de este proyecto como “EU Green Deal”.

− Conseguir la plena integración social y económica de los Mateos y Santa Lucía a través de su castillo.

La puesta en valor del Castillo de Moros no es solo una obligación que nos impone la ley o nos exige la historia, es una oportunidad para la plena integración y normalización de dos barrios tan populares como deprimidos, cuya situación resulta anacrónica dentro del casco antiguo.

Noticias relacionadas

next