Hoy es 22 de julio

LAS OBRAS EMPEZARÁN EN 2022 Y DURARÁN 18 MESES

Así es el proyecto para la renovación del mercado de Verónicas de Murcia: más puestos y con obrador acristalado

9/12/2021 - 

MURCIA. El proyecto de rehabilitación integral del Mercado de Verónicas de Murcia ya tiene las líneas principales marcadas. Empezará en 2022 y las obras durarán 18 meses. Los trabajos en el exterior contemplan la restauración de las fachadas, la rehabilitación de la cubierta, la instalación de puertas automáticas en los cuatro accesos existentes, la sustitución de carpinterías, así como el soterramiento de las instalaciones eléctricas vistas y la iluminación monumental, informan fuentes municipales.

En el interior se prevé la rehabilitación de la estructura existente, con la eliminación parcial del forjado de la planta superior en los extremos de la misma para recuperar la belleza de la visión original del espacio interior diáfano.

Igualmente, se proyecta la renovación total de los puestos de venta, aseos y demás dependencias existentes, la sustitución de los revestimientos de paredes, suelos y techos, así como la renovación de las instalaciones de fontanería y saneamiento, de agua caliente sanitaria, eléctrica y de iluminación, de climatización y ventilación, y la instalación de un sistema automático de extinción de incendio.

A pesar de la previsión de disminución de la superficie útil de la Planta Primera de la edificación, el proyecto propuesto mantiene el número total de 76 puestos de venta existentes en uso (incluso se prevén dos puestos más que en la actualidad) y los usos comerciales de los mismos. Esto es posible mediante la reordenación de la distribución de los puestos.

Los puestos de venta con uso comercial de carnicería (15 uds.) o pescadería (14 uds.) se proyectan con previsión de obrador acristalado y espacio para cámara frigorífica. Las zonas destinadas a restauración (6 uds.) se prevén ubicadas en la planta primera para unificar las zonas de atención al público.

Previamente a la redacción, en su caso, del proyecto de ejecución, se deberá realizar un Estudio Informativo de la estructura metálica y de hormigón armado del edificio, que incluya la ejecución de catas en cimentación, forjado, vigas y pilares de hormigón armado y ensayos en cerchas y pilares metálicos de acero laminado, para determinar la capacidad resistente de los elementos estructurales.

Asimismo, se realizará un estudio geotécnico del terreno sobre el que asienta el edificio y un análisis del comportamiento sísmico de la estructura existente.

El presupuesto base de licitación asciende a 7.195.990,61 euros que podrán ser cofinanciados por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) en el marco del Programa Operativo de crecimiento sostenible, 2014-2020 y cofinanciado en un 80% por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional.

El Mercado de Verónicas está incluido en entorno de BIC, por lo que el proyecto de ejecución deberá ser autorizado previamente por la Dirección General de Bienes Culturales de la Consejería de Educación y Cultura de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia.

Construido en 4 años:1912 a 1916

El actual edificio del Mercado de Verónicas de Murcia, de sobrio estilo modernista, fue proyectado hacia el año 1910 por el insigne arquitecto murciano Pedro Cerdán Martínez (1863-1947), realizándose su construcción entre los años 1912 y 1916. Anteriormente al actual, existía en el mismo lugar otro Mercado que había sido proyectado por el arquitecto Juan José Belmonte en 1850 y reformado por Jerónimo Ros en 1864.

El Mercado de Verónicas se ubica en la zona del Arenal, actualmente denominada Plano de San Francisco, entre el cauce del río Segura y la desaparecida Puerta de la Aduana en el trazado de la muralla islámica.

Desde el siglo XV, en este lugar se realizaban transacciones comerciales (especialmente de trigo) y se cobraban las tasas fiscales aplicadas a las mercancías que entraban o salían de la ciudad por el mencionado paso.

En el año 1975, el edificio original sufrió una reforma interior, para ampliar su superficie útil, llevada a cabo por el Arquitecto Municipal Daniel Carbonell Ruiz, mediante la que se realizó una entreplanta con estructura independiente de la estructura existente del Mercado y ocupando la misma superficie construida que la planta baja.

Si bien, las fachadas originales se han mantenido hasta la actualidad, esta intervención ha provocado que se haya perdido la belleza de la visión original del espacio interior diáfano, a la vez que se ha eliminado la ventilación natural del edificio mediante las celosías semicirculares de las fachadas Norte y Sur, dado que ahora están cegadas interiormente debido a la instalación de nuevos puestos de venta en la entreplanta construida, adosados por el interior a las fachadas.


Noticias relacionadas

next