Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

siete brotes y 100 contagios

La hostelería contesta a Salud: las cifras demuestran que las cosas se están haciendo bien en el sector

10/09/2020 - 

MURCIA. Que todo depende del color del cristal con que se mira lo demuestra la lectura, tan distinta, que hacen de los siete brotes y el centenar de contagios que se han registrado en el sector de la hostelería en las dos últimas semanas, según datos proporcionados por la Consejería de Salud. Estas cifras justifican las restricciones para Salud y para el sector corroboran lo que vienen subrayando desde hace tiempo: la hostelería no es el problema, se están haciendo las cosas bien y el número de contagios es mínimo.

"Esas cifras no justifican las restricciones, al revés, nos dan más fuerza para continuar con nuestras reivindicaciones", destaca Jesus Jiménez, presidente de Hostemur. "Me parece que no es un mal dato teniendo en cuenta que estamos en cifras de 300 contagiados diarios. La hostelería demuestra que no es un foco de problemas y que las cosas se están haciendo bien, aunque claro, ningún sitio está libre de contagio".

Así, añade, no considera que esos datos sean un problema como para cerrar las barras, reducir el aforo a un 40% "y hacer inviables los negocios". Por eso desde el sector solicitan flexibilizar las medidas que permitan dar mayor viabilidad a los establecimientos. "Se demuestra que los contagios son muy reducidos", subraya.

Así, señalan que desde que se pusieron en marcha las restricciones en el sector los contagios no han hecho sino aumentar. El 24 y el 26 de agosto entraron en vigor las Órdenes que reducen el aforo en restauración y celebraciones y el 3 de septiembre el uso de barras. El número de contagios diarios, apuntan, no ha disminuido por eso. 

Cierre del ocio nocturno

Respecto al ocio nocturno, señala que en muchas comunidades no se han cerrado los locales sino que se les ha permitido transformarse en cafeterías y cerrar a la misma hora que el resto de establecimiento de restauración, la 1 de la mañana. "No es lo mismo cerrar la actividad que permitirla de otra forma para que puedan sobrevivir". 

En Madrid, apunta, con una situación epidemiológica "mucho más complicada" tiene una reducción del 60% y hasta diez personas por mesa mientras que La Rioja ha quitado las restricciones de aforo esta semana.

Noticias relacionadas

next