Hoy es 18 de julio

en el espacio AP1

'Radio Vanitas' o el alma de lo analógico: Eduardo Balanza expone en la galería murciana Artnueve 

27/10/2022 - 

MURCIA. Se escuchan en el pequeño espacio de proyectos AP1 de la galería murciana Artnueve los sonidos mudos que algún día emitieron viejos radiocasete, aquellos artefactos de tecnología analógica que se utilizaban para la reproducción musical y que hoy en día se han convertido en objetos fetiches. Porque son los ecos, o más bien el alma que quedó de ellos, lo que se puede percibir en la exposición Radio Vanitas de Eduardo Balanza, que habla de un mundo sonoro, de una forma de entender la vida, de la fugacidad de la existencia y de un tiempo que ya no regresará; pero también del latido que deja en la memoria todo lo que en un momento fue.

A través de la pintura, el dibujo, la escultura y la cerámica de esta muestra -comisariada por Miguel Ángel Hernández- , Balanza continúa investigando entorno a la música, el sonido, las tendencias urbanas, la arqueología de la tecnología y la luz, así como en las relaciones humanas que generan; como viene haciendo desde hace años. 

Hay un sentimiento barroco en esta exposición, según apunta Hernández, quien destaca que las piezas que representan estos aparatos de reproducción vintage se presentan ante el espectador como bodegones analógicos, como naturalezas muertas. Son objetos, señala, que ya no existen, que están mudos, que son fósiles de otra época. "Se trata en última instancia de una vanitas, una alegoría de la finitud, una toma de conciencia de que aquello que hemos dejado atrás ya no regresará. Memento mori, pero también memento vita. Recuerda que eres mortal, pero también recuerda que viviste, que la música emanada de esos objetos te atravesó, que todo pasa y es fugaz, que el tiempo se nos escapa y no podemos frenarlo, pero que en esas cintas algo permanece, aún latente, esperando a que nuestra memoria lo pueda despertar", escribe.

No hay una tecnonostalgia en la obra de Balanza, sino más bien una curiosidad propia de un arqueólogo de lo analógico. También, "una suerte de lamento por un mundo material que ha comenzado a dejar de existir. Un universo donde las cosas tenían todavía un lugar y una corporeidad, donde la música surgía de artilugios que podíamos tocar y manipular". 

La fosilización de la memoria

Esa faceta de arqueólogo se manifiesta especialmente en las piezas de terracota, con las que Eduardo Balanza fosiliza las máquinas que un día fueron de plástico. Crea réplicas de ellas, como hicieron en la antigua China con los guerreros de Xian, preparados para el combate más allá de la muerte.

Miguel Ángel Hernández también apunta a que el artista muestra "pintura y dibujos precarios, pero también objetos que son casi monumentos, como sus cintas iluminadas en las que parece pervivir cierta presencia tecnología, aunque se trata de una tecnología zombi –muerta en vida–, entre el juguete y el espectro. La cinta se ilumina pero está vacía. El objeto es un exvoto. Pura apariencia. Cuerpo vacío que no suena". 

Lo sonoro, añade, ocupa un papel esencial en estas obras. "Pero lo hace a través de su negación: altavoces pintados que ya no producen sonido, cintas que son meras carcasas vacías, radios de terracota que se presentan como objetos de lo que una vez fue y nunca más ya será. Objetos que solo suenan en nuestra memoria –en la de una generación que todavía conservan el recuerdo de aquella tecnología–, pero que pronto, para otros, para los que vengan en el futuro, no serán otra cosa que meros fósiles, restos arqueológicos de una civilización extinguida, objetos misteriosos que un día tuvieron una función que, a buen seguro, les resultará desconocida".

Eduardo Balanza Martínez (Murcia, 1971), diplomado en Medios Audiovisuales, estudió cine documental y guión cinematográfico en la Escuela Internacional de Cine y Televisión de La Habana, Cuba, y en la Escuela de Artes Visuales de Nueva York (EE. UU.). Ha residido en Berlín y trabajado en compañías de teatro como escenógrafo. Como artista plástico ha desarrollado una obra multidisciplinar tomando el sonido y la música como punto de partida sobre el que investigar y construir piezas, instalaciones y representaciones. Ha expuesto en galerías e instituciones como Macba Barcelona, Kiasma Helsinki o Kunstforening Skien.

Noticias relacionadas

next