Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 3 de marzo y se habla de coronavirus covid-19 REGIÓN DE MURCIA gran vía MURCIA

entrevista a la líder regional de ciudadanos y portavoz del ejecutivo

Martínez Vidal: "La salida de Villegas ha supuesto un antes y un después en el Gobierno regional"

"Apelo a la conciencia de Ballesta para que destituya a Coello"

7/02/2021 - 

MURCIA. Nunca hay momentos para el respiro en el Gobierno regional, pero las últimas semanas han sido especialmente frenéticas en el seno de San Esteban. "Una locura", reconoce Ana Martínez Vidal, la portavoz del Ejecutivo y líder regional de Ciudadanos. Hace 20 días estallaba el escándalo de las vacunas en la Consejería de Salud y Ciudadanos, uno de los dos socios del Gobierno, exigía la salida fulminante del consejero Manuel Villegas. Un día después, acorralado por la presión, el consejero presentaba su dimisión y el presidente aceptaba su renuncia. La posición de Ciudadanos, que además ha registrado una comisión de investigación en la Asamblea Regional, ha tensado la convivencia entre los dos partidos del Gobierno. Ya nada será como antes. "Supone un antes y un después para las relaciones", admite Martínez Vidal en una entrevista con Murcia Plaza.

-Tardó muy poco en pedir públicamente la dimisión del consejero de Salud. ¿Les habían informado de que se habían vacunado en la Consejería de Salud? ¿Cómo tomó la decisión de exigir la salida de Manuel Villegas?

-No, no lo sabíamos. Tuve conocimiento por un medio de comunicación -La Verdad-. El Comité Covid no nos había informado de esa cuestión. Cuando nos enteramos, me puse en contacto con mi equipo, con la junta directiva del partido y con las personas que trato estas cuestiones: Gabriel Sánchez Torregrosa, María José Ros y David Sánchez. Lo valoramos y por la gravedad del tema decidimos que debíamos exigir responsabilidades políticas. Y con más motivos siendo socios de Gobierno, porque yo formo parte del Comité Covid y no teníamos conocimiento de la alteración del proceso de vacunación. 

-¿Exigir la marcha del consejero Villegas ha marcado un antes y un después en las relaciones con sus socios de Gobierno?

-Lógicamente, esto ha traído consecuencias. Ha supuesto un punto de inflexión. Nosotros, tanto el presidente como los consejeros, anteponemos las obligaciones y el sentido de la responsabilidad ante otras cuestiones de tipo personal. Pero, en cualquier caso, sí: es cierto que ha supuesto un antes y un después para las relaciones.

 -¿Desconfía de sus compañeros del PP?

-No, no tenemos por qué desconfiar. De hecho, como he dicho en repetidas ocasiones, no se trata de enmendar la gestión del consejero Villegas. Pero, como socios de Gobierno, si conocemos una actuación así, teníamos que denunciarlo inmediatamente. Si hubiéramos estado en la oposición, habríamos actuado de la misma manera. Nosotros venimos a las instituciones para regenerarlas, para que se hiciera otro tipo de políticas. Pero no, no desconfiamos de los consejeros del PP; no tenemos por qué tener motivo para la desconfianza si no tenemos pruebas de que se haya actuado de forma incorrecta.

"No fue fácil para mí pedir la dimisión de un compañero"

-¿Y perciben recelos desde el PP hacia Ciudadanos al forzar la dimisión de uno de los miembros más respetados del Consejo de Gobierno?

-La relación hacia los compañeros de Ciudadanos y hacia mí es cordial. En este momento priorizamos la gestión de la crisis sanitaria, económica y social. Hasta la fecha no he tenido ninguna señal de lo contrario. Pero, lógicamente, entiendo que en el plano personal ha sido una decisión difícil. Tampoco fue fácil para mí pedir la dimisión de un compañero. Pero aquí estamos para defender el interés general. El proceso de vacunación ha aplicado un criterio totalmente irregular y contrario a las directrices que establece el Ministerio. Ha tenido unas consecuencias muy graves. Hay cientos de murcianos a los que les tocaba vacunarse, así como personas más vulnerables y grandes dependientes que todavía no han sido vacunados. E incluso hay mayores de 80 años que esperan su vacuna. Y por encima de cuestiones personales, hay una responsabilidad política. De eso se trata.

-¿Sigue pensando que la actuación de Villegas fue un caso de "presunta corrupción", como así lo calificó?

-Sí, sigo reafirmándome. Es un caso de corrupción política; es una manera de proceder totalmente reprochable. Desde mi partido no lo compartimos en absoluto. Supone alterar el procedimiento para beneficiar a aquellas personas del entorno del consejero y de la Consejería. Es una conducta contraria a la ética y a la ejemplaridad. Los políticos no podemos permitirnos ese tipo de conductas.

-Unos 270 profesionales de la Sanidad -entre ellos, jefes de servicio y miembros de la cúpula del SMS- han apoyado al consejero Villegas en una carta. ¿Qué opina?

-Respeto el contenido de esa carta, pero me preocupan más los murcianos que tienen riesgo de contagio y aún no se han podido vacunar. Por responsabilidad, cuando uno está en un cargo político y comete un error de esta gravedad, debe dimitir. Eso no es una enmienda a la totalidad de su gestión. Yo soy la primera que lo aprecio y valoro, pero no estamos por encima del resto de los ciudadanos. El error de interpretación que cometió fue muy grave. Y no ha ocurrido en otras comunidades; al menos no en la misma medida. Esas vacunas podrían haberse usado para inmunizar a gente que forma parte de grupos muy vulnerables. Ellos son la prioridad. Y hay muchos que aún están esperando.

-¿Está en riesgo el pacto de Gobierno entre PP y Cs?

-Yo espero que no. Espero que no suponga consecuencias indeseables que sean contrarias a la defensa del interés general. Hasta la fecha seguimos trabajando. Seguimos negociando los Presupuestos para sacar los proyectos de dos consejerías que faltan por determinar, que son Salud y Educación. Priorizamos la gestión de la pandemia. Prueba de ello es que hemos pedido la salida del resto de cargos de libre designación de la Consejería y del SMS cuando la situación sanitaria lo permita. Nosotros, que hemos sentido que el PP ha actuado de una forma desleal, podríamos actuar de otra manera. Y en cambio priorizamos nuestro sentido de la responsabilidad. Disociamos una cuestión personal de una política.

-Le reprochan que esas salidas, de producirse, serían "dimisiones en diferido".

-No creo que sea similar. Yo creo que cualquier murciano está de acuerdo en que no es el momento, con los hospitales totalmente colapsados y con una presión asistencial máxima. No podemos permitirnos el lujo de descabezar el sistema sanitario público. Es perfectamente compatible pedir responsabilidades con que esas peticiones vayan acompañadas del momento permitido por la situación sanitaria.

"Si un alto cargo de Ciudadanos se vacunara, no duraría ni 5 minutos en el partido"

-Si tuviera constancia de que un miembro de Ciudadanos se ha vacunado saltándose el protocolo, ¿también le pediría su salida?

-Sí, nosotros ya lo hemos dicho. Si un alto cargo o un miembro del partido que, valiéndose de su situación de privilegio, se hubiera vacunado, no duraría ni cinco minutos.

-¿La opinión pública va a conocer el nombre de los altos cargos que se han saltado el protocolo?

-Hemos hecho hincapié en esta cuestión. No queremos conocer los datos de los murcianos que se han vacunado correctamente, pero la única manera de conocer el alcance de esta situación y saber qué colectivos han sido vacunados saltándose la cola es mediante una comisión de investigación. El presidente ya me transmitió que se ha vacunado a todos los altos cargos y cargos de libre designación que son médicos. Se trata de conocer el alcance, de saber si hay familiares o allegados de los altos cargos; y la única manera es a través de una comisión de investigación.

-Su partido también ha pedido la renuncia del concejal de Salud de Murcia, Felipe Coello. ¿Qué pasará si el alcalde de Murcia no lo destituye?

-El concejal ya ha dicho que no va a dimitir, por lo que no me queda otra que apelar a la conciencia y la responsabilidad del alcalde para que se produzca el cese inmediato de Coello. Se ha constatado que se ha vacunado de forma irregular, y además ha vacunado sin tener la autorización del SMS. No planteamos otro escenario que su dimisión o su cese.

-¿Cree que finalmente será destituido? ¿Le ha comunicado algo el alcalde?

-Me sorprende que el concejal siga en su puesto, y además ejerciendo como responsable de la Concejalía de Salud. Me parece inaudito y reprochable. No he tenido contacto con el alcalde.

-Volviendo al Gobierno regional, ahora es el turno de los Presupuestos. Tras cerrar el acuerdo con el PP para las cuentas, ¿ha empezado las conversaciones con el PSOE?

-Hemos tenido ya los primeros contactos. Hemos tendido la mano al PSOE para que participe en la elaboración de los Presupuestos. Ya dijimos públicamente que nuestra voluntad es contar con el apoyo de todos los partidos políticos. Nuestra tendencia natural es negociar con el PP y el PSOE. Nuestro deseo es que los Presupuestos salgan, como mínimo, con un apoyo de 39 diputados de los 45 que somos en la Asamblea.

"Queremos el apoyo de todos los partidos para los Presupuestos, pero no nos sentaremos a negociar con Vox ni con Podemos"

-¿Ha mejorado Ciudadanos sus relaciones con el PSOE de Diego Conesa? No han tenido una legislatura muy amigable entre ambos...

-Al margen de sus manifestaciones públicas, que son fruto del desconocimiento de mi persona, siempre he encontrado con el PSOE, como con el resto, una posición de cordialidad hacia mí. Por mi parte, no hay ningún problema con ningún diputado de la Asamblea.

-Después del PSOE, ¿se sentarán con Vox y Podemos para negociar las cuentas?

-No. Nos hemos sentado con el PP y vamos a hacer ese ofrecimiento al PSOE, pero no tenemos intención de sentarnos con Vox ni con Podemos.

-Es decir, la negociación con Vox la llevará a cabo el PP, pero no Ciudadanos.

-Desde luego, cada partido tiene la libertad de sentarse con quien considere. Nosotros apostamos por un Presupuesto que sea respaldado por todos los grupos políticos y animo a Vox y Podemos a que lo apoyen, pero vamos a negociarlo principalmente con el PP y el PSOE.

-Le pregunto también por las encuestas. La mayoría de los sondeos coinciden en dar tres escaños de media a Ciudadanos, la mitad de su representación actual. ¿Le preocupa?

-El 10 de noviembre nuestro partido sufrió una caída importante y desde entonces, efectivamente, las encuestas nos han dado tres diputados. Pero si se compara la última encuesta del Cemop [publicada en enero] con la que se publicó 10 días después de ser yo coordinadora [fue nombrada a finales de septiembre], Ciudadanos es el partido que más crece en intención de voto. Ciudadanos y PSOE crecen; y en cambio, PP y Vox experimentan una pequeña caída. Y Ciudadanos está a muy poco porcentaje de obtener el cuarto escaño. De hecho, estamos contentos teniendo en cuenta la situación con la que partimos. Vemos que en estos meses se apoya la gestión del Gobierno regional, del que somos parte y de manera importante pues gestionamos toda la política económica y social. Y cuatro de cada cinco murcianos consultados opinan a favor de llegar a un acuerdo con la oposición y el PSOE para los Presupuestos. Que es lo que estamos pidiendo. En estos cuatro meses, percibió ilusión y una hoja de ruta muy clara.

-¿En algún momento se ha planteado la idea de activar una alianza con el PSOE de Conesa para gobernar? Socialistas y liberales suman mayoría absoluta en la Asamblea...

-Nunca se puede decir de esta agua no beberé; y menos en política, sobre todo teniendo en cuenta la volatilidad de los tiempos que corren. Pero no nos plantemos para nada ese escenario. Estamos centradísimos en lo realmente importante.

-¿Este nuevo Ciudadanos sigue mirando a Madrid para tomar sus decisiones o tiene más autonomía que la anterior ejecutiva?

-Me siento respaldada plenamente por la dirección nacional. Nunca me han llamado para condicionarme a la hora de tomar una decisión. Confían no solamente en mí, sino en este equipo, y así lo demostramos cuando vino el vicesecretario adjunto del partido para constituir la nueva ejecutiva regional. Hasta la fecha no me he sentido para nada condicionada en la toma de decisiones. No sé cómo era antes de mi llegada, pero yo me siento muy respaldada a la hora de hacer mis planteamientos.

"Ni el presidente me ha comentado nada sobre una remodelación de Gobierno ni yo me planteo cambios en los consejeros de Cs"

-¿Le ha sugerido ya algo López Miras sobre una remodelación de Gobierno?

-No, ahora mismo no hay nada planteado; únicamente, el nombramiento del nuevo consejero de Salud. Ni el presidente me ha comentado nada ni yo tengo pensado ningún cambio en la parte de Ciudadanos.

-¿Será usted la nueva vicepresidenta del Gobierno?

-No se plantea ningún cambio. Ahora mismo estoy centradísima en mi tarea como consejera de Empresa. También estoy muy implicada en la negociación de los Presupuestos.

-¿Y a Isabel Franco? ¿La sigue viendo implicada al máximo con Ciudadanos tras quedar fuera de la ejecutiva?

- Mi compañera, la vicepresidenta, no ocupa ningún cargo orgánico, por lo que no participa en la toma de decisiones de la ejecutiva. Lo cual no quita que no sea compatible su trabajo para el partido y su labor como vicepresidenta y consejera de Política Social. Hay muchas maneras de colaborar con el partido; y desde luego la vicepresidenta tiene una responsabilidad máxima. Sigue implicada en esa labor, por supuesto.

Noticias relacionadas

NOSTRADAMUS YA LO SABÍA

Dinamarca, sin genes no hay vacuna que valga

Cuando se cumplen veinte años de la publicación del primer borrador del genoma humano, la secuenciación genética puede contribuir a orientar la respuesta de la salud pública a una pandemia casi en tiempo real por primera vez. Sin embargo, la mayoría de los países no han adoptado esta respuesta de alta tecnología.

next