Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

restricciones de movilidad

Si el ritmo no cesa, Salud estudiaría volver a confinar las zonas críticas: Lorca, Altiplano y Murcia

El hospital murciano Reina Sofía estrena una entrada específica para enfermos de covid-19

8/09/2020 - 

MURCIA. El Gobierno regional no se plantea tomar más restricciones para frenar el ritmo de contagios por coronavirus... por ahora. Las medidas adoptadas seguirán en vigor mientras la Comunidad continúe inmersa en la curva ascendente de la pandemia; de hecho, el próximo miércoles se prorrogará la limitación de reuniones con un máximo de seis personas. La Región de Murcia afronta los peores momentos de la transmisión de la enfermedad desde que el virus irrumpiera en nuestras vidas. El aumento de los contagios en las dos últimas semanas "es considerable", especialmente en lugares como la comarca del Guadalentín, el Altiplano y Murcia capital; y si el ritmo no cesa, la Comunidad estudiaría nuevas restricciones que afectarían a la movilidad, como en su momento se acordaron para Totana y Archivel (Caravaca), que retrocedieron a una fase flexibilizada de la fase 1. Es decir, el confinamiento planearía de nuevo sobre los lugares críticos de la Región.

Así lo dejó a entrever el consejero de Salud, Manuel Villegas, durante la rueda de prensa tras la última reunión del Comité de seguimiento de la covid-19. Ante la pregunta sobre si se plantean nuevas restricciones, respondió: "Por el momento, no nos los planteamos [adoptar nuevas prohibiciones]. Nos volveremos a reunir a lo largo de esta semana. En principio el grupo ha acordado estar así toda la semana", manifestó el consejero, que se daba un plazo de unos siete días para ver si mejora la situación. De no hacerlo, las medidas se estudiarían "en el área de movilidad, que es lo que habría que hacer a continuación...", afirmó.

Jumilla: 460 casos por cada 100.000 vecinos

El titular de Salud expresó su preocupación por la evolución de los municipios del Valle del Guadalentín, las dos localidades del Altiplano (Yecla y Jumilla) y la capital de la Región. Sólo en la ciudad de Murcia se han detectado en los últimos catorce días 1.231 positivos, según refleja el informe de Epidemiología, con fecha de este lunes. La capital del Segura tiene una incidencia de 271 casos por 100.000 habitantes. En cambio, Lorca presenta una tasa de 751 positivos por cada 100.000 vecinos tras conocerse 709 nuevos infectados en las dos últimas semanas.

Jumilla acumula 201 contagios en catorce días (finales de agosto e inicios de septiembre), con una tasa de 785 infectados por cada 100.000 vecinos; mientras que en Yecla se han registrado 49 positivos, de los que 38 se originaron la última semana, lo que equivale a una incidencia de 110 casos por 100.000 ciudadanos. Con todo, el municipio con la incidencia más elevada de los últimos siete días es Lorquí, emplazado en la Vega Media y cuya tasa es de 434 infectados por cada 100.000 vecinos, sólo superada precisamente por Jumilla (460 por cada 100.000 jumillanos).

Reunión del Comité de seguimiento covid-19 celebrada este lunes. Foto: CARM

Villegas censura las actitudes de algunos vecinos

Así las cosas, el consejero Villegas volvió a insistir en el llamamiento a la responsabilidad. "Analizada la situación epidemiológica de la Región de este fin de semana, recordamos que hay que evitar las situaciones de riesgo, sobre todo si hay personas con síntomas en ambientes cerrados". El titular de Salud recalcó que un 40% de las contagiados murcianos son asintomáticos, "que son muy difíciles de detectar", por lo que el "riesgo está más cerca de lo que se imagina".

El comportamiento individual es fundamental, "porque no podemos poner un policía detrás de cada ciudadano". Villegas censuró la actitud de vecinos que incumplen las medidas. Ya se han interpuesto más de 5.300 denuncias por saltarse las normas, con 1.164 solamente en lo que llevamos de septiembre. Las sanciones más frecuentes se han interpuesto por no llevar la mascarilla -que acarrea una multa de 100 euros-, hacer botellón en la vía pública, infringir el horario de cierre de los bares y no guardar el confinamiento. "Hay cierta relajación en la población. La gente ha perdido el miedo quizá porque ve que hay menos ingresos, pero eso se debe a que la curva de ascenso es más lenta", apuntó al tiempo que recriminaba que, según detectan los propios médicos, la indisciplina social agrava el número de casos en la Región.

Sin ir más lejos, Villegas reveló que, en un asador de Lorca, más de cien personas celebraron un karaoke sin protecciones, superaron el número máximo de comensales y con un servicio de barra. "Si no colaboramos, el esfuerzo de todos serán en vano", regañó el consejero, que alertó de que la situación es "delicada" dado que de proseguir el ritmo de contagiados se podría colapsar "sin duda los diferentes sistemas sanitarios, como sucedió ya en la primera oleada". El hospital murciano Reina Sofá, de hecho, ha estrenado una entrada específica para los enfermos de covid-19 en su puerta de Urgencias. Por el momento, la ocupación de las camas de Intensivos de la Región roza el 45%, con 50 pacientes ingresados. No obstante, Salud prevé duplicar las camas en caso necesario. Pero el aviso ya está lanzado y el peligro es real.

Noticias relacionadas

next