Hoy es 15 de julio

rosa intenso / OPINIÓN

Hijos de la época

8/10/2021 - 

MURCIA. Hay un magnífico poema de la premio nobel Wislawa Szymborska —Hijos de la época— en el que explica de una manera preciosa que somos hijos de nuestra época, que nuestra época es política y que todos nuestros asuntos nocturnos, diurnos… son asuntos políticos.

Me vino a la mente escuchando las razones del consejero de Agricultura, Agua y Medio Ambiente para justificar que no asistiría a la manifestación de SOS Mar Menor "porque era una manifestación política".

La cosa tiene su aquel. El consejero —cargo político— miembro del Gobierno regional —con sueldo político— no asiste a una convocatoria de asociaciones ciudadanas porque es "política".  

Una manifestación convocada por asociaciones ciudadanas al margen de los partidos políticos es una forma cívica de expresar algo y lo realmente político es la decisión de secundar o no esa convocatoria. En todo caso, lo que no queda claro de sus palabras es si no va el señor consejero porque solo asiste a manifestaciones folclóricas (no políticas) o porque como político responsable ha tomado la decisión política de no asistir porque es política.  

"Una manifestación organizada por asociaciones ciudadanas es una forma cívica de expresar algo y lo realmente político es la decisión de secundar o no esa convocatoria"

Una manifestación es la forma legítima, legal, pacifica, autorizada… que tienen los ciudadanos de expresarse ya sea para pedir, apoyar, reivindicar, criticar, protestar, contestar... y todo eso son actitudes ante algo. Asistir o no a una convocatoria es una decisión —esa sí política— de apoyo o no a una causa. Acaso las manifestaciones pidiendo mantener el trasvase Tajo-Segura no son políticas, acaso las manifestaciones contra la violencia de género no son políticas, acaso las manifestaciones en defensa de la sanidad pública no lo eran… y allí hemos estado miles de ciudadanos de esta Región. Porque las manifestaciones son formas legitimas que tiene la ciudadanía de expresar posición y opinión sobre un tema; son una manera de influir en la gestión política más allá del voto en elecciones cada cuatro años, por eso son formas de expresión política y lo son en el más noble sentido de la palabra: en el de querer mostrar apoyo o rechazo a la gestión sobre un asunto del Gobierno de la polis.

Decir que una manifestación es política es como decir que la azúcar es dulce, asistir o no a ella eso sí es un acto político. 

Wislawa Szymborska lo expresa maravillosamente:

"Somos hijos de nuestra época

y nuestra época es política.


Todos tus, mis, nuestros, vuestros

problemas diurnos, y los nocturnos,

son problemas políticos.


Cuanto dices produce una resonancia,

cuantas callas implica una elocuencia

inevitablemente política.


Incluso al caminar por bosques y praderas

das pasos políticos

en terreno político.


Adquirir significado político

ni siquiera requiere ser humano.

Basta ser petróleo,

pienso compuesto o materia reciclada.


Ser o no ser, ésta es la cuestión.

¿Qué cuestión?, adivina, corazón:

una cuestión política".

Rosa Peñalver Pérez. 

Docente. Jubilada.

Noticias relacionadas

next