salidas del s-74 y s-81

El presente (Tramontana) y el futuro (Isaac Peral) del arma submarina se citan en el mar en Cartagena

1/06/2022 - 

CARTAGENA. El presente y el futuro del arma submarina española se citaron este pasado martes en aguas de Cartagena en una de las históricas salidas de ambos sumergibles propiedad de la Armada española. El S-74, denominado Tramontana, es el único sumergible que tiene actualmente operativo la Flotilla de Submarinos ubicada en Cartagena y esta vez compartía operaciones con el S-81, el Isaac Peral, en plena fase de pruebas de mar iniciadas la pasada semana.

El Tramontana es un submarino con más de tres décadas de servicios a sus espaldas y aunque la retirada de este submarino estaba programada a mediados de 2022 se apostó por extender su vida un año para mantener dos submarinos de la serie S-70 en servicio -el S-71 Galerna está en la recta final de su quinta gran carena- hasta la llegada del primero de la serie S-80, en este caso el Isaac Peral.


El submarino Tramontana, perteneciente a la serie S-70 de la Armada, salió de su cuarta y última gran carena en 2016, por lo que el año que viene (2022) este submarino debería haber acabado su vida útil de servicio, tras haber transcurrido 38 años desde su botadura en 1984. Este sumergible es el único operativo en la Armada Española, hasta que el Galerna finalice su gran carena.


Las grandes carenas son operaciones de una gran magnitud, requieren en torno a dos años de trabajo durante los cuales se desmontan, recorren y montan alrededor de 10.000 equipos. Para ello, se emplea alrededor de 300 profesionales tanto de Navantia como de la industria auxiliar, pertenecientes a distintas áreas de trabajo.

Por su parte, el S-81, salía a la mar el pasado viernes por vez primera. Las primeras pruebas se desarrollarán hasta la segunda semana de junio. La dotación deberá llevar a cabo  ejercicios que simulen situaciones de riesgo.  

Posteriormente se efectuarán, de forma paulatina, las primeras inmersiones, además de otro tipo de pruebas como parado a cota periscópica, inmersión estática y una inmersión a cota máxima, aunque todo este tipo de pruebas el S-81 llevará a cabo una varada durante todo el verano, con el fin de poner a punto los sistemas para estas pruebas de inmersión y una revisión integral.

Noticias relacionadas

next