barómetro de responsabilidad social corporativa

Cuatro de cada cinco empresas murcianas ya trabajan para ser más sostenibles con el medio ambiente

25/01/2022 - 

MURCIA. Reducir la huella de carbono y potenciar el desarrollo de la sociedad. Estos son algunos de los principales objetivos de la nueva empresa, caracterizada por "buscar la felicidad" como parte de sus planes de crecimiento. Esta tendencia ya ha alcanzado a las pymes de la Región, pues el 72% de ellas ya poseen guías o manuales orientativos para mejorar la implantación de la Responsabilidad Social Corporativa, mientras que que el 85% de las firmas sondeadas manejan el concepto.

Así se desprende de la primera encuesta realizada sobre esta materia, el ‘Barómetro de la RSC en la Región de Murcia’ llevado a cabo por el Instituto de Fomento (INFO) y la Universidad de Murcia (UMU). De acuerdo con estos resultados, destaca por encima del resto el esfuerzo que están realizando los directivos murcianos por mejorar el impacto de sus actividades en el medio ambiente, pues se trata de una tendencia que ya practican 4,2 de cada 5 empresas. También en la línea de la sostenibilidad, hasta 4,1 de cada 5 realizan inversiones destinadas a ahorrar energía. 

Estas actuaciones, si bien ya contaban con un bagaje previo, "se han visto aceleradas con la crisis provocada por la covid-19 y el cambio climático", según ha explicado este martes el director del Info, Joaquín Gómez, en la presentación del análisis. Para este acto, contó con el director general de Economía Social y Trabajo Autónomo, Antonio Pasqual del Riquelme.

No obstante, este tipo de inversiones no resultan desinteresadas. Según los resultados del Barómetro, el objetivo principal para el 58 por ciento de ellas es la satisfacción del cliente, mientras que para el 23 por ciento la principal preocupación era la creación de bienestar para la sociedad. La pandemia ha hecho que el 48 por ciento de las empresas cambien sus objetivos de RSC, y dos de cada cinco empresas (38 por ciento) destina más recursos a la RSC ahora con respecto a antes de la pandemia.

La encuesta se realizó poco antes del verano de 2021 bajo la supervisión de los profesores de la Universidad de Murcia Longinos Marín y Pedro J. Cuestas, de la Cátedra RSC de la UMU, que elaboraron el posterior informe. En la encuesta se recabó información de un total de 128 empresas, que en general no son empresas familiares, pertenecen eminentemente a los sectores de servicios e industrial, y operan en sectores maduros.

Plantilla y clientes

La mayor parte del incremento de esta inversión en RSC se ha destinado a la plantilla (41,4 por ciento) y el medio ambiente (38,3 por ciento).

Las tres prácticas que más se realizan con respecto al personal son tratar a la plantilla equitativa y respetuosamente, sin tener en cuenta el género o la etnia a la que pertenece; formar sobre prevención de riesgos laborales (ambas con un nivel de implantación de 4,4 sobre 5); y apoyar a los empleados que quieran seguir formándose (4,2 sobre 5).

Por lo que concierne a la RSC en su relación con los clientes, las prácticas que más se realizan con clientes son respetar la privacidad y dar respuesta a las quejas y sus sugerencias (ambas valoradas con un 4,5 sobre 5), y las que menos son incorporar los intereses de los clientes en sus decisiones empresariales (4,2 sobre 5) y realizar encuestas de satisfacción (3,8 sobre 5). La media del nivel de implantación de todas las prácticas con cliente se sitúa en un 4,3 sobre 5.

Además, en el ámbito local donde operan las firmas, la actitud más destacada es considerarse parte de él, preocupándose por su desarrollo (4,1) y mantener relaciones transparentes con políticos locales (4). Las prácticas que menos se realizan son apoyar y dar dinero para actividades culturales o deportivas en su comunidad (3,8) y tener programas de apoyo e integración de grupos desfavorecidos (3,6). La media del nivel de implantación de todas ellas se sitúa en 3,9 sobre 5.

Los líderes empresariales señalan el camino

Si bien estos datos ya muestran un aumento considerable en el compromiso social del tenido empresarial de la Región, el objetivo debe ser continuar desarrollando los planes de RSC y sostenibilidad hasta alcanzar un horizonte de concienciación que abrirá el camino de la rentabilidad. 

En estos términos se expresaban ya algunos de los dirigentes más valorados del país en el CEO Congress que tuvo lugar el pasado diciembre en Murcia, pues avisaron entonces de que el mercado está evolucionando hacia una economía más sostenible, y la patronal no quiere que nadie se quede atrás.

También en este sentido introdujeron una semana antes el foro de jóvenes empresarios, pues el compromiso social fue protagonista indiscutible del evento organizado por Aje Murcia. En aquel entonces, se incidió especialmente en la urgencia de trabajar entorno a los problemas sociales, para generar riqueza a la vez que se construye "un mundo mejor".

Noticias relacionadas

next