crónica política

Vélez vaticina que Miras adelantará elecciones

Foto: MARCIAL GUILLÉN  (EFE)
12/05/2024 - 

MURCIA. ¿La coalición será capaz de agotar la legislatura? ¿O el presidente tocará el botón rojo de las elecciones antes de tiempo? Esta incógnita suele planear cuando dos partidos se dan la mano para formar gobierno. Es un riesgo real entre dos socios y la duda siempre persiste, incluso cuando son dos aliados en buena lid. En la Región de Murcia, sin embargo, nadie había verbalizado públicamente nada sobre este asunto. Nadie... hasta esta semana, cuando José Vélez rompió el tabú y pronunció la palabra "elecciones anticipadas". 

El líder de la oposición aprovechó sus explicaciones ante la prensa por la ausencia de la bancada socialista en el primer punto del debate del miércoles en la Asamblea Regional para lanzar su mensaje: su convencimiento de que el presidente de la Comunidad no llegará a 2027 y acabará adelantando las elecciones. ¿Cuándo? Ahí no se mojó. Pero sí dijo lo siguiente: "El PP está jugando con el Mar Menor para ir a un proceso de elecciones anticipadas, engañando a la ciudadanía", declaraba el secretario general del PSRM, convencido de que la propuesta del PP para buscar una reforma de consenso de la Ley de Recuperación y Protección del Mar Menor responde a una estrategia electoral. Repreguntado por los medios a las puertas de la Asamblea, insistía: "No me cabe duda" de que ocurrirá "después de este proceso que se han inventado de hablar con todas las instituciones del Mar Menor". 

Los socialistas están convencidos de que el PP da una patada adelante con su planteamiento para mejorar la ley Mar Menor mediante un proceso de escucha a todos los actores involucrados en el ecosistema. En campaña, los populares consideraban una barrera roja cualquier modificación que "suponga un retroceso en su protección" y en el Gobierno reafirmaron por activa y por pasiva que nunca daría un paso atrás en la defensa de la laguna. Pero Vox exigió su modificación y puso en un brete a su socio registrando su propia reforma. El PP contraatacó impulsando una iniciativa entre todos los grupos parlamentarios y dejó así caer la idea de su socio. Con todo esto, los socialistas piensan que los populares buscan ganar tiempo con su socio para mantener el estatus quo pero también esgrimen que en "el corto o medio plazo" López Miras pulsa el botón de las elecciones bajo el pretexto de que "no pueden aceptar las exigencias de Vox", como así dicen desde el PSOE entre bambalinas.

La legislatura sólo ha conocido hasta la fecha un amago de crisis de Gobierno. José Ángel Antelo, el líder de Vox y vicepresidente regional, entró en cólera tras conocer que el PP se abstenía ante su reforma estrella, por la que lleva mucho tiempo clamando, y exigía a su socio la convocatoria de la comisión de seguimiento del pacto de Gobierno. "La situación en el Ejecutivo es complicada", admitía. Aquel incendio, sin embargo, quedó en conato tras la reunión en privado unos días después entre el presidente y el vicepresidente. No peligra el Gobierno. De hecho, se ha visto que Vox acepta la hoja de ruta del PP para cambiar la norma y le apoyó esta semana en la Asamblea. Aunque las diferencias persisten: como la comisión elegida para abordar este asunto, que será finalmente Asuntos Generales e Institucionales, presidida por el diputado del PP Miguel Ángel Miralles, para disgusto de Vox, que quería que fuera en Política Territorial, Medio Ambiente, Agricultura y Agua, encabezada por un diputado suyo, Antonio Martínez Nieto.

Pero... ¿realmente Fernando López Miras querría adelantar elecciones? Nadie en el Gobierno abre siquiera la mera posibilidad, aunque en política nunca se sabe. Como así ha contado este diario, López Miras jamás ha sido partidario de jugar con esta idea, ni siquiera en los peores momentos de 2021, cuando la moción de censura era una amenaza directa para él. El mandatario siempre alega el argumento de la estabilidad. Precisamente a ese motivo se agarró para justificar una coalición con Vox el pasado verano, a costa de su deseo de gobernar en solitario. 

En el PP, no obstante, no ignoran las perspectivas demoscópicas que les auguraba el último barómetro del Cemop: toda una mayoría absoluta. Pero nadie esboza un adelanto a viva voz. Entienden que sería precipitado y no hay una justificación encima de la mesa. También afrontan la legislatura como una carrera de fondo y, mientras Vox no sea un obstáculo, no hay incomodad con la coalición. Y hay que tener en cuenta que la Región, a diferencia de territorios como Andalucía o Cataluña, forma parte del régimen común de comunidades, por lo que estaría obligado a volver a las urnas en 2027. Vélez no se lo cree. Pero el PP tampoco se cree a Vélez.

Noticias relacionadas

next