Hoy es 24 de julio

faltan por adjudicar las reformas en alcantarilla y el palmar

Urdecon, Musan y Pefersán construirán los centros de salud de Molina y Lorquí por 14 millones

12/12/2023 - 

MURCIA. Molina y Lorquí están más cerca de contar con sus nuevos centros de salud, previstos para el próximo 2025. Y es que estas dos obras que potenciarán la atención sanitaria en la Región ya tienen quien las lleve a cabo, de forma que el inicio de los trabajos se encuentra próximo. Por su parte, las reformas de las instalaciones de Alcantarilla-Sangonera y El Palmar siguen con su trámite y se espera que la adjudicación sea inminente. 

En concreto, será la Unión Temporal de Empresas (UTE) entre las murcianas Urdecon y Musan quienes se encarguen de la construcción del centro de salud de Molina-Este, una obra especialmente deseada en el municipio y que supondrá unos ingresos de cerca de 10 millones para estas compañías.

Por su parte, los trabajos correspondientes a las instalaciones de Lorquí serán llevados a cabo por la alicantina Pefersán, que recibirá 4,2 millones de euros. Por su parte, el plazo para las obras asciende hasta los 18 meses tras la firma del acta de comprobación del replanteo en el caso de Molina-Este, mientras que el tiempo necesario para las obras en Lorquí se calcula que sea de unos 14 meses.

Así, estas dos obras quedan adjudicadas por un montante total de 14 millones, mientras que las reformas en Alcantarilla-Sangonera y El Palmar, que forman parte de la misma licitación, aún no han sido resueltas. No obstante, lo cierto es que sí se ha establecido las candidatas a ganar el concurso, lo que supondrá una retribución total de 5,5 millones.

Ha sido la oriolense Doalco quien sido propuesta para encargarse de los trabajos en Alcantarilla, unas obras que le supondrán unos ingresos de 3,3 millones de euros, mientras que la murciana Zima Desarrollos Integrales ha sido la elegida para el lote 4, correspondiente al centro de salud de la pedanía murciana. En su caso, recibirá cerca de 2,2 millones de euros.

Para alzarse con esta jugosa licitación, las constructoras han necesitado pujar por ofrecer el precio más económico, pues de él dependía el 50% de la nota final del concurso. La otra mitad estaba repartida entre el 35% que otorgaba el análisis del proyecto y de la ejecución de las obras y el 15% que suponía la ampliación del plazo de garantía y de mantenimiento de las instalaciones.

En cualquier caso, la Consejería de Salud estableció que los participantes solo podrían ganar en uno de los lotes, por lo que la UTE entre Urdecón y Musan solo se encargará de Molina de Segura aunque también habían resultado ganadoras en las reformas de Alcantarilla y El Palmar, cuyas obras serán llevadas a cabo por la empresa con segunda mayor puntuación en cada caso. Pefersán, por su parte, sí logró imponerse en Lorquí como la oferta mejor valorada.

Una inversión con 85.000 beneficiarios

De acuerdo con los cálculos de la Consejería de Salud, la inversión beneficiará a una población de más de 85.000 usuarios. En todos los casos, los centros contarán con instalaciones modernas, en línea con los objetivos de sostenibilidad y eficiencia energética.

El centro de salud de Molina-Este, una reclamación que data de antes de la crisis económica del 2008, se espera que sea el centro cabecera en la zona básica de salud número 89. Desde estas instalaciones dará cobertura a 29.118 tarjetas sanitarias de Atención Primaria (24.750 de Medicina de Familia y 4.368 de Pediatría). 

Esta infraestructura sanitaria acogerá no solo el inmueble para prestar la atención primaria a los usuarios de la zona básica de salud Molina Este, sino también las consultas de atención especializada para los pacientes de Molina de Segura, Alguazas, Archena, Fortuna, Ceutí y Lorquí. De este modo, se evitarán desplazamientos a las consultas externas del Hospital Morales Meseguer.

Por su parte, el nuevo centro de salud de Lorquí, en la zona básica de salud número 72, dispondrá de mayores dimensiones que el actual, con el objetivo de garantizar una correcta asistencia sanitaria. El actual centro ofrece cobertura a unas 7.254 tarjetas sanitarias (6.158 de Medicina de Familia y 1.096 de Pediatría).

El actual centro de salud de Alcantarilla-Sangonera, cabecera de la zona básica de salud número 2, ofrece cobertura a una población de 22.395 habitantes (18.874 tarjetas de adultos y 3.521 de Pediatría). En los últimos años, su proximidad al centro de Murcia ha propiciado un significativo crecimiento de población, por lo que su ampliación permitirá garantizar una correcta asistencia. Mediante esta actuación, el centro dispondrá de nuevos espacios para Pediatría, Fisioterapia, Odontología y atención a la Mujer entre otras mejoras.

El centro de salud de El Palmar, cabecera de la zona básica de salud nº23 Murcia/El Palmar, atiende a una población en continuo crecimiento por su cercanía a Murcia. El actual centro ofrece cobertura a 25.342 habitantes (21.072 tarjetas de adultos y 4.270 de Pediatría) y el objetivo es disponer de más consultas para garantizar una correcta asistencia. Esta infraestructura verá ampliada sus instalaciones con nuevas zonas de pediatría, salas de cirugía menor y pruebas diagnósticas. Asimismo se acometerá una remodelación y renovación en profundidad del centro de salud. 

Noticias relacionadas

next