BALONCESTO

Martin a Rojas, tras quitarle el récord de rebotes: “Voy a machacarte y a regalarte una buena paliza”

26/12/2019 - 

MURCIA. El histórico jugador del Club Baloncesto Murcia Bobby Martin, pívot estadounidense que hasta el domingo tenía el récord de rebotes de la entidad grana y que ha visto como el alero dominicano Sadiel Rojas le ha arrebatado esa marca, ha avisado al actual capitán del equipo de sus intenciones. “Tenemos una cita pendiente y algún día tú y yo nos vamos a conocer en la cancha y voy a machacarte y a regalarte una buena paliza como reboteador y luchador y estoy hablando en serio”, ha asegurado en un mensaje de audio difundido por el propio club.

Martín, de 50 años -nació en Atlantic City, Nueva Jersey, el 18 de agosto de 1969-, estuvo en el CB Murcia entre 1994 y 1996, dos años en los que fue el máximo reboteador de la Liga y dio muestras de su poderío físico con su 2,05 metros de estatura.

El norteamericano, que recaló en la capital del Segura desde la CBA -Quad City Thunder-, capturó 827 rechaces con la camiseta grana. Luego prosiguió su carrera en España y en la ACB al fichar por el Taugrés Vitoria, el Real Madrid, el Canarias Telecom, el Breogán de Lugo, el Cáceres CB, el Joventut de Badalona, el Unicaja de Málaga y el Tenerife para acabar su trayectoria profesional en la Liga LEB con el Melilla en 2007 a la edad de 37 años.

Trece después y habiendo cumplido los 50 ha recibido la noticia de que ya no tiene el récord reboteador del club puesto que Rojas ha llegado a 830 capturas con las 10 de su último partido perdido por 91-70 ante el Movistar Estudiantes.

En palabras en castellano dirigidas directamente a Sadiel, Bobby ha tirado de humor y le ha enviado un recado. “Hola, Sadiel. Me llamo Bobby Martin y te llamo desde mi sala de pesas donde me estoy poniendo en forma porque me dicen unos pájaros que me has quitado mi récord de rebotes y estoy muy decepcionado pues después de casi 24 años me dejas sin nada”, comienza diciendo.

Espero que el UCAM CB me fiche de nuevo y me voy a poner en forma, por supuesto, y voy a ir a machacarte y a regalarte una buena paliza como rebotador y luchador y estoy hablando en serio”, prosigue.

“No sé si felicitarte o amenazarte, pero tenemos una cita pendiente. Enhorabuena y algún día tú y yo vamos a conocernos en la cancha y espero que sea muy pronto. Adiós”, termina diciendo.

Noticias relacionadas

next