Hoy es 19 de julio

Contratación da el visto bueno al proyecto de un centro tendrá una capacidad para 1.500 plazas

La ADLE se reserva 1.200 horas de formación en el centro que la Fremm construirá y gestionará en Los Camachos

30/01/2024 - 

CARTAGENA. La Federación Regional de Empresarios del Metal (FREMM) será la encargada de construir y gestionar el futuro Centro de Formación Industrial de Cartagena, a propuesta de la Mesa de Contratación del Ayuntamiento de Cartagena, al haber sido la única oferta presentada al concurso para la cesión de la parcela municipal de 15.800 metros cuadrados, ubicada en el Polígono de Los Camachos-Sur, sobre la que se levantará el centro.

El centro tendrá una capacidad para 1.500 plazas, de las que 500 serán gratuitas para desempleados. Y el Ayuntamiento dispondrá de 1.200 horas anuales para impartir formación de los cursos impulsados por la Agencia de Desarrollo Local (ADLE).

La alcaldesa de Cartagena, Noelia Arroyo, ha manifestado que se trata de un gran proyecto “en el que tenemos muchas esperanzas porque se corresponde con el trabajo que estamos impulsando desde la Mesa de la Formación para las Nuevas Industrias”.

Para la regidora, el futuro centro es una “herramienta fundamental” para cubrir la demanda de mano de obra especializada de las empresas industriales, sobre todo del sector del metal y naval.

Asimismo, ha subrayado que la proximidad a las empresas de Cartagena permitirá aumentar la motivación de muchos jóvenes para que trabajen en el sector del metal, lo que supone una ventaja competitiva, además de una oportunidad para captar y retener el talento.

La oferta presentada por la FREMM cumple con todos los requisitos técnicos establecidos en el concurso y, según las previsiones de esta organización la inversión prevista para la construcción y el equipamiento del centro superará los 10 millones de euros.

Ahora, una vez formulada la propuesta de adjudicación, FREMM deberá cumplimentar el proceso administrativo para su aprobación definitiva en Junta de Gobierno y proceder a la firma del contrato de cesión por 50 años, prorrogable hasta el máximo legal de 75, y que es el paso previo a la ejecución material del proyecto.

El Centro

Arroyo ha dicho que el objetivo es que el centro “esté preparado para adaptarse a los nuevos retos tecnológicos de las empresas y a los nuevos procesos industriales, como la generación de Hidrógeno Verde, por ejemplo” y ha añadido que “tiene que ser un centro altamente competitivo”, tanto en la formación profesional del sistema educativo, como en la formación profesional para el empleo.

La previsión de la Federación Regional de Empresarios del Metal es construir una primera fase de 5.000 metros cuadrados que contará con 4 aulas teórico-prácticas para la formación teórica, así como formación sobre nuevas tecnologías informáticas, así como talleres laboratorio para impartir las especialidades de control numérico y diseño industrial; automatización industrial, industria 4.0, robótica; energías renovables e hidrógeno.

Además, contará con una serie de talleres especializados en calderería, soldadura, fabricación y mantenimiento industrial y naval, electricidad y fontanería. Asimismo, creará un área de formación en el exterior del edificio para la formación en carretillas, plataformas elevadoras, trabajos en altura y en equipamiento de alta tensión.

Noticias relacionadas

next