Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

fue clausurada por baja rentabilidad

La línea de tren que unía la Región y Andalucía cumple 36 años sin conexión

2/01/2021 - 

MURCIA. Todos los 31 de diciembre se cumple una triste efeméride: la Región de Murcia suma ya 36 años sin conexión ferroviaria con Andalucía. Porque fue el último día de 1984 cuando se puso fin a la línea de tren Lorca-Almanzora-Baza-Guadíx, que fue clausurada por su baja rentabilidad. La vía que conectaba Murcia con Granada permanece sin tren a la espera de que el Corredor Mediterráneo vuelva a permitir la circulación de trenes entre las dos comunidades, que ya serán de altas prestaciones y que no se esperan para antes de 2023.

La Plataforma en Defensa del Ferrocarril de la Región de Murcia exigen al ministro de Transportes, José Luís Ábalos, "no solo que cumpla con su compromiso de adjudicar el estudio informativo de la reapertura de dicha línea ferroviaria, no valen más incumplimientos, sino que además apueste claramente por la reapertura de esta línea".

"Después de 36 años sin tren, se precisan decisiones claras y contundentes encaminadas a la restitución de esta conexión ferroviaria de vital importancia para nuestra región y las comarcas por las que discurre", han añadido.

El Consejo de Ministros celebrado el 30 de septiembre de 1984 aprobaba el mayor cierre de líneas férreas de la historia de este país, entre las que se encontraba la que hasta entonces había sido nuestra conexión por tren con Andalucía, la línea que desde Lorca a través de Almendricos conectaba a la Región con Guadix, Baza y Granada.

El Consejo de Ministros liberaba a RENFE de mantener el servicio ferroviario en aquellas líneas que no superasen en ingresos un determinado porcentaje de sus gastos, obviando el interés social y de servicio público que se le debe otorgar al transporte ferroviario. Amparándose en este acuerdo, RENFE suspendía el tráfico de trenes en 914 kilómetros de vía en la Nochevieja del año 1984.

"El cierre definitivo de la línea Almendricos-Guadix supuso entre otras cuestiones, la pérdida de la conexión, no sólo de Murcia sino de todo el levante español, con Andalucía, en un momento en el que, por otro lado, se proyectaban multitud de nuevos kilómetros de autovías", explican desde la plataforma.

Al hilo, relatan que "de las líneas propuestas en su momento para el cierre definitivo, algunas de ellas, gracias a las presiones y negociaciones de gobiernos locales y autonómicos, consiguieron salvarse. Una de estas líneas fue el tramo Lorca-Águilas, que tras 20 años de estar subvencionado por la Comunidad Autónoma de Murcia, pasó en el año 2005 a formar parte de la Red de interés General".

Otra fue la que se extiende desde Almería a Huelva la cual, 35 años después, ha pasado de estar propuesta para su cierre a convertirse en una verdadera arteria ferroviaria que permite que un tren haga el recorrido de Huelva a Almería, realizando los 581 kilómetros en poco más de cuatro horas, habiéndose consolidado como un importante eje de relaciones humanas que conecta transversalmente los límites extremos de la Comunidad Andaluza.

La Plataforma en Defensa del Ferrocarril de la Región de Murcia defiende que la Región "debe convertirse en un enclave de carácter singular en la futura Red Básica Ferroviaria Española, dentro de la Red Básica Ferroviaria Transeuropea, que se va a definir, por parte de la Comisión Europea en 2023, y que se pondrá en servicio en 2030, dentro de la política ferroviaria de la Unión Europea que se conoce como 'Conectar Europa' y en el marco de las medidas de la UE para la reducción de las emisiones de gases con efecto de invernadero en un 60% en el ámbito del transporte, en 2050".

La reapertura de la línea Lorca-Almanzora-Baza-Guadix, aprovechando gran parte de su trazado, actualizando la infraestructura y mejorando curvas y pendientes, es una de las propuestas para impulsar el Corredor Mediterráneo dentro de la red básica antes citada, con la finalidad de que puedan circular los trenes de mercancías, que complemente por la zona interior la línea Murcia Almería en construcción en dos ejes fundamentales para terminar dicho corredor ferroviario junto a los trenes de cercanías, los trenes regionales y los trenes de grandes distancias.

La Plataforma pide a los gobiernos locales y al Gobierno regional mayor implicación y compromiso para trabajar conjuntamente con el Gobierno Central y la Junta de Andalucía, para la realización de un estudio informativo que permita caminar hacia la reapertura de esta conexión ferroviaria.


Noticias relacionadas

next