El Tramontana se resiste a jubilarse y la Armada estudia dar al submarino un año más de trabajo 

Los retrasos en las entregas de los S-80 provoca que planteen alargar la vida a este sumergible hasta 2023, fecha en la que está previsto que la Armada ya pueda contar con el Isaac Peral   

25/02/2021 - 

CARTAGENA. La Armada afronta un gran desafío para los próximos año: mantener la capacidad operativa y asegurar una transición ordenada de los submarinos S-70 a los S-80.

En la actualidad, la Armada opera dos submarinos S-70, el Tramontana y el Galerna (en la recta final de su quinta gran carena). Ambos convivirán probablemente con las primeras unidades de la serie S-80. Según el propio calendario de la Armada, los cuatro submarinos de esta serie (Isaac Peral, Narciso Monturiol, Cosme García, Mateo García de los Reyes) deberán estar en servicio en el año 2027.

El submarino Tramontana, perteneciente a la serie S-70 de la Armada, salió de su cuarta y última gran carena en 2016, por lo que el año que viene (2022) este submarino debería acabar su vida útil de servicio, tras haber transcurrido 38 años desde su botadura en 1984. Este sumergible es el único operativo en la Armada Española, hasta que en el segundo semestre de 2021 finalice la gran carena del Galerna.

Las grandes carenas son operaciones de una gran magnitud, requieren en torno a dos años de trabajo durante los cuales se desmontan, recorren y montan alrededor de 10.000 equipos. Para ello, se emplea alrededor de 300 profesionales tanto de Navantia como de la industria auxiliar, pertenecientes a distintas áreas de trabajo.

Pero desde la Armada estudian alargar la vida útil del Tramontana, tal y como informa elconfidencialdigital.es, ya que los retrasos que ha generado la pandemia este pasado 2020, supone que la nueva clase de submarinos, los S-80, no estarán operativos hasta 2023. Debido a los persistentes retrasos de esta clase, ha sido necesario realizar una gran carena adicional a los tres submarinos de la anterior clase Galerna.  

Pero para que el Tramontana pueda jubilarse más tarde de lo previsto, deberá someterse ahora a una serie de estudios de la plataforma y de los sistemas que lleva embarcados. La Armada ha sacado a licitación un contrato de servicios de asistencia técnica de apoyo para el mantenimiento de los submarinos S70 del Arsenal de Cartagena durante el año 2021.

En el mismo explican que el objeto de este contrato es valorar los diversos desarrollos de apoyo logístico dirigido al mantenimiento de los submarinos clase 'Agosta' correspondientes a las inmovilizaciones a desarrollar a lo largo de la anualidad 2021.

Y dentro de las actividades a realizar se incluyen los siguientes en el Tramontana: (alargamiento vida operativa) y las modificaciones que de manera extraordinaria se determinen. Explica el mismo diario digital que esta circunstancia ya se llevó a cabo con los submarinos ‘Galerna’ y ‘Mistral’ (este último ya dado de baja). Navantia y Naval Group autoridad de diseño de los submarinos de la clase ‘Agosta’ S-70, serán los que determinen qué actuaciones deben realizarse, en el caso de que la Armada decida definitivamente darle continuidad al submarino hasta 2023.

Para que la transición sea ordenada, la Armada quiere que las clases S-70 y S-80 convivan en el tiempo: el Tramontana (S-70) le dará el relevo al Isaac Peral (S-80) y todo hace prever que al menos en 2023 puedan coincidir como miembros activos de la flota.

next