Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

se reestructura en tres divisiones de negocio

La bolsa premia con un 'subidón' los nuevos planes de Sacyr para ganar eficiencia

15/04/2020 - 

VALÈNCIA. Sacyr (SCYR) se anotó ayer la octava mayor subida de entre el centenar de valores que nutren el Mercado Continuo. La cotizada presidida por Manuel Manrique se disparó un 8,36%, lo que le llevó a cerrar en los 1,633 euros. O lo que es lo mismo: un 48,19% por encima de los 1,102 euros a los que despidió la jornada bursátil del pasado 23 de marzo. Aquel día se desplomó un 17,10% estableciendo mínimos del verano de 2012.

SCYR ha logrado reducir hasta el 35,82% las pérdidas cosechadas en lo que va de ejercicio -prácticamente lo mismo que se dejó en el camino durante todo 2019-, lo que ha elevado su capitalización hasta la frontera de los 970 millones de euros. Todo ello mientras mantiene en su capital a dos bajistas con nombre y apellidos -por aquello de tener (o superar) el mínimo legal del 0,50%- como son  Citadel Europe (1,52%) y Atom Investors (0,65%).

Pero, ¿a qué se debió el 'subidón' de ayer de Sacyr en bolsa? El que es uno de los principales grupos mundiales de infraestructuras anunció la reestructuración de la estructura -valga la redundancia- de su negocio en tres líneas de actividad: infraestructuras e ingeniería, concesiones y servicios. Todo ello con el fin de simplificarla y ganar eficiencia, según informó la compañía... y la bolsa premió sus nuevos planes.


El grupo presidido por Manuel Manrique ha acometido la reestructuración mediante la fusión de la división de construcción industrial que lanzó hace unos años con la actividad de construcción tradicional. Sacyr asegura que esta simplificación de la estructura operacional, que será ratificada por sus órganos de gobierno en las "próximas semanas", está "perfectamente alineada" con la nueva estrategia del grupo enfocada hacia las concesiones.

Asimismo, asegura que las dos nuevas grandes divisiones de ingeniería e infraestructuras y servicios permiten una integración vertical del negocio más efectiva para los clientes. Además, confía en que la nueva estructura generará unas "mayores sinergias entre las tres áreas de actividad, unos mayores beneficios por las economías de escala y, por tanto, una mayor eficiencia", según detalló en un comunicado.

Energías renovables

En cuanto a la integración de la hasta ahora división de construcción industrial en la división de infraestructuras, la compañía estima que le aportará "experiencia que ha acumulado en estos años" para abordar el anunciado impulso que pretende dar a la construcción de plantas de generación de energías renovables e instalaciones de agua y tratamiento de residuos. En paralelo, el grupo, accionista de la energética Repsol, asegura que mantendrá su actividad de ingeniería y ejecución de proyectos 'llave en mano' de plantas de oil & gas y redes eléctricas.

SCYR afirma también que este nuevo esquema de negocio, "más ágil y compacto", está "totalmente" enfocado a la consecución de los objetivos del grupo a largo plazo, esto es, aumentar la rentabilidad y la sostenibilidad económica, financiera y ambiental. Además, le permitirá seguir "incidiendo en el control de los riesgos en todas las fases de los proyectos y la generación de caja.

Noticias relacionadas

next