Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

FÚTBOL

El Cartagena, con la baja de Ayala y las pilas cargadas, busca subir a un partido frente al Baleares

18/07/2020 - 

CARTAGENA. El Fútbol Club Cartagena, campeón del grupo IV de Segunda División B, buscará este domingo el ascenso a Segunda en un solo partido, el que le enfrentará al Atlético Baleares a las diez de la noche y en el estadio La Rosaleda de Málaga a puerta cerrada, un choque para el que la única baja blanquinegra es la del defensa Sergio Ayala, lesionado, y con las pilas cargadas.

El partido, que medirá al conjunto dirigido por Borja Jiménez frente al campeón del grupo I, es una gran ocasión para salir del pozo de la Segunda B y acceder al fútbol profesional, algo que el Cartagena lleva años persiguiendo. No en vano, será la cuarta fase de ascenso consecutiva que afronte y la segunda de ellas como campeón.

El conjunto de la ciudad portuaria llega a esta cita habiendo sumado 54 puntos en los 28 partidos ligueros que afrontó antes de que la competición en la fase regular fuese paralizada por la expansión del coronavirus y luego suspendida. El bagaje del equipo que comenzó entrenando el uruguayo Gustavo Munúa y, desde finales de 2019, Borja Jiménez, quien ocupó el puesto que dejó voluntariamente el charrúa para entrenar al Nacional de Montevideo, fue de 15 victorias, la última de ellas por 0-2 en Córdoba justo antes del parón; nueve empates y cuatro derrotas, con 33 goles marcados y 19 encajados.

En la fase de preparación para este torneo exprés de ascenso los blanquinegros disputaron tres amistosos, todos ellos ganados ante equipos de Tercera División inmersos en la fase de ascenso a Segunda B, en los que logró nueve goles a favor y ninguno en contra: 4-0 al Mar Menor y al Atlético Pulpileño y 1-0 al Lorca Deportiva.

Jiménez, quien tiene disponibles a todos sus futbolistas a excepción de Ayala, operado hace unos días en Barcelona de una rotura parcial de los tendones peroneos del tobillo derecho, se muestra optimista.

"En nuestra mente ahora mismo sólo está ganar este partido y las finales hay que jugarlas y sobre todo hay que ganarlas", ha asegurado.

"Es un partido que todos llevamos mucho tiempo esperando y que tenemos muchas ganas de que llegue. Está todo el mundo concentrado y bien a nivel físico, así que estamos contentos", ha añadido siendo consciente de que en caso de perder contra el Atlético Baleares el Cartagena tendría otra oportunidad ya que iría a una repesca en la que debería vencer dos encuentros para lograr el objetivo que persigue.

"Ojalá tengamos un buen día con balón y seamos un equipo que cometa pocos errores a nivel defensivo. Cada minuto que desperdicies en una final igual luego te hace falta", ha comentado Borja Jiménez, quien valora lo que tiene.

"Es la plantilla que me hubiera gustado tener para este momento. En ese aspecto estoy encantado con cada uno de los jugadores con los que contamos y hemos hecho muchas cosas bien", ha apostillado el técnico abulense, quien vio como ayer cerca de 400 aficionados, enfundados en camisetas blanquinegras y portando banderas pero respetando las medidas de seguridad por la pandemia, despedían a la expedición en el estadio Cartagonova antes de emprender viaje hacia Málaga, donde el equipo entrenó a su llegada y lo ha vuelto a hacer este sábado. 

Noticias relacionadas

next