así quedará la zona tras la remodelación

La plaza de Héroes de Cavite se prepara para una transformación que recupere su aspecto del pasado

8/12/2022 - 

CARTAGENA. La popular plaza de Héroes de Cavite de Cartagena se prepara para iniciar su proceso transformador con el que se pretende asemejar a un pasado lejano, diferente en la concepción en la que esta zona, pegada al Puerto de Cartagena, luce en la actualidad. 

En las últimas semanas hemos visto como la empresa que está llevando a cabo esta transformación del frente portuario, Tecopsa, ha delimitado parte de la misma para arrancar su intervención de forma inmediata. Recordemos que Héroes de Cavite forma parte de la primera fase del proyecto Plaza Mayor.

El objetivo con esta plaza es recuperarla como un área de descanso, eliminando los bordillos y dando uniformidad a la zona con bancos, con especies autóctonas y mediterráneas que engalanarán una de las principales plazas de Cartagena, recuperando su aspecto pasado. Ademá se eliminará el asfalto que separa Héroes de Cavite y el frente marítimo, colocando pavimento para integrar plaza del Ayuntamiento con el Puerto en una gran área uniforme. Se potenciará una plaza jardín, un espacio más diáfano con vegetación y mobiliario para el descanso y disfrute de los cartageneros. Se trata de impulsar los aspectos culturales de la zona, aprovechando los recursos de la historia y el patrimonio ligados al espacio.

cartagenaantigua.files.wordpress.com

En el proyecto, los arquitectos destacan que en la actualidad los límites (bordillo) son puntiagudos (esquinas acabadas en pico) y excesivamente altos, lo que supone una auténtica barrera para el ciudadano. Por tal motivo, proponen suavizar o redondear dichos picos.

Por otro lado, explican que emularán la configuración de esquina de los edificios adyacentes, resueltas en curva y chaflán, facilitando el tránsito del ciudadano por el espacio urbano. Sin duda "la geometría más suave en la manera de recorrer este espacio permitirá hacer más permeable el lugar al ciudadano".

En esta misma línea proponen la apertura de caminos o senderos trazando diferentes diagonales, más o menos orgánicos, ajustados a los obstáculos que suponen los troncos de las palmeras.

De la misma manera, la eliminación del abrupto bordillo permitirá una forma de relación entre este espacio ajardinado y el ciudadano sin resaltos y barreras que, hoy por hoy, están desapareciendo en todas las operaciones urbanas de intervención en espacios públicos donde se debe abogar por la accesibilidad universal. Con el ánimo de convertir este espacio, ahora de paso, en un lugar de estancia y descanso, proponemos colocar diferentes bancos bajo los elementos vegetales que arrojan sombra. 

En la actualidad solo existen cuatro monolitos de granito por bancos colocados alrededor del monumento y a pleno sol: material muy frío en invierno y excesivamente caliente en verano. Como era de esperar están casi siempre vacíos. "Creemos que uno de los potenciales de la plaza jardín está bajo el abrigo de un gran ficus, con 25 metros de diámetro. Bajo este gigante de la naturaleza planteamos la colocación de bancos y de alguna plataforma de madera, cuyo diseño, a modo de 'muelle de tierra', se ajuste a las formas de las raíces. Sobre esta pequeña plataforma 'blanda' la gente se puede sentar o tumbar, sobre todo en tiempo de calor".

Además, apuestan por un cambio en la jardinería de este espacio público, más al uso de etapas anteriores, donde la planta de flor invadía de color este escenario urbano. Para ello han decidido insertar en este marco vegetación mediterránea, muy bien adaptada al clima, resistente, demanda poco riego y potencia una rica biodiversidad. La alternancia de la vegetación propuesta permitirá en épocas de floración disfrutar de un auténtico jardín donde la variedad del color y los aromas nos invitan a acercarnos a este rincón del puerto, hoy en día apenas acompañado por el débil color rojo de unos pocos rosales que casi pasan desapercibidos.

Se completa la intervención en la plaza jardín con un análisis lumínico del lugar que permita mejorar la calidad de la atmósfera nocturna de este espacio. Una buena iluminación, hablamos de calidad no de intensidad, mejorará el confort de esta desaprovechada plaza.

Recordemos que Plaza Mayor abarca 243.000 metros cuadrados de fachada marítima. Un proyecto que brinda al ciudadano zonas de descanso, con pérgolas ajardinadas, iluminación eficiente y poniendo en valor su patrimonio histórico y arqueológico. En total, más de 28 millones de euros distribuidos en seis áreas de actuación.

Noticias relacionadas

next