Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 13 de agosto y se habla de hoteles REGIÓN DE MURCIA balance coronavirus

defENDIÓ en solitario la canción 'shot gun'

El murciano Flavio encandila a la audiencia  de OT tras dos galas entre los favoritos

2/02/2020 - 

MURCIA. La edición de 2020 de Operación Triunfo tiene como novedad para el público de la Región de Murcia la presencia de un paisano entre los 16 concursantes que volvieron a abrir las puertas de la Academia. Flavio, de Murcia ciudad, tiene 19 años, y destaca por su voz grave y sus aires de 'dandy'. Transcurridas dos galas desde que comenzara el pasado 12 de enero, el murciano se ha colado entre los favoritos, siendo el más votado en la gala 2. Como premio, defendió en la gala 3 la canción Shotgun de George Ezra con gran solvencia. "Reivindico a las voces graves", le dedicó Javier Llano director de Cadena 100, de Rock FM y de MegaStar FM, y miembro del jurado en la presente edición. Es el tercer concursante de la Región que entra en la Academia, después de Reke (Cartagena, OT 2006) y  Alba (Murcia, 0T 2009).


Por primera vez en el concurso, el murciano tuvo que enfrentarse al difícil reto de cantar y bailar a la vez, algo a lo que no está acostumbrado como manifestó a lo largo de la semana. "Es muy guay lo que haces, tienes mucho rollazo", le piropeó la profesora de baile Vicky Gómez durante los ensayos de la tercera gala. Fue la primera semana en la que defendió el 'título' de primer favorito, después de haber quedado también entre los tres más votados por la audiencia en la primera gala.

Flavio tiene 12 años de formación como músico. Actualmente está cursando el segundo año de piano en el Conservatorio Superior de Música de Murcia. "Compone y toca el piano, la guitarra y un poco la trompeta. Le gusta mucho escuchar a Jacob Collier, Billie Eilish y Samm Henshaw", reza su ficha del programa. En la primera gala dio muestras de su solvencia como pianista al atreverse a tocar y cantar a la vez en su debut.


La actual edición de Operación Triunfo vuelve a destacar por la gran preparación con la que cuentan todos los concursantes. A diferencia de las primeras ediciones, la gran mayoría cuentan con tablas en eso de ponerse delante de un público y cantar. Ya no aspiran simplemente a la fama, sino que buscan una gran formación que les permita pervivir en la salvaje industria musical.

Pocos programas han irrumpido con la fuerza de Operación Triunfo a lo largo de la historia de la televisión en España. Desde que irrumpieran los Bisbal, Chenoa, Rosa o Bustamante, la marca ‘OT’ se convirtió en un icono que dejó huella en muchas generaciones de televidentes. Como todo fenómeno, sufrió el desgaste del tiempo y el efecto de ver cada semana a jóvenes aspirantes a entrar en el mundo de la música hizo que desapareciera de la televisión tras tres ediciones en la televisión pública, en la que uno de los finalistas aspiraba a representar a Eurovisión, y cinco en la cadena de Mediaset.

Pero la nostalgia tira mucho y cuando quince años después La1 emitió un documental vieron que el fuego del fenómeno seguía vivo y se atrevieron a lanzar una nueva edición. Nadie, ni los seguidores del programa ni la productora sabían que resultado podía deparar. La respuesta a la edición número 9 del programa, más de una década después, llegó a tener el mismo impacto que la producida a principios de siglo por la primera edición. Aitana, Alfred, Ana Guerra, Amaia o Cepeda se colaron en las casas de toda España, conectando especialmente con un público joven que se ha mantenido fiel hasta ahora.

La novedad desde que volviera el programa al 'prime time' de la primera de Televisión Española es su fuerte apuesta por las redes sociales, donde ha logrado fidelizar a un público que sigue y comenta el programa los siete días de la semana. La apertura de un canal 24 horas en Youtube ha logrado que nada se escape a los ojos de la audiencia. Una apertura que ha provocado que muchas polémicas, inexistentes en anteriores ediciones, hayan salpicado al programa más de lo debido. Lo que es evidente es que el fenómeno OT sigue vivo. Este domingo, nueva gala. Veremos que suerte le depara a Flavio, el murciano que se ha colado entre los favoritos de la edición.

Noticias relacionadas

next